El Foro Militar de Venezuela
El Foro Militar de Venezuela
¿Quieres reaccionar a este mensaje? Regístrate en el foro con unos pocos clics o inicia sesión para continuar.

USA Política Interna y su Incidencia en la Gepolítica Mundial

Página 1 de 3. 1, 2, 3  Siguiente

Ir abajo

USA Política Interna y su Incidencia en la Gepolítica Mundial Empty USA Política Interna y su Incidencia en la Gepolítica Mundial

Mensaje por horaes el Miér 3 Nov - 9:05

Aquí postearemos todos aquellos Artículos y Analisis de la cada vez más preocupante política interna de USA y su incidencia en las Estrategias Globales de esta Superpotencia.
horaes
horaes
Sargento Mayor de Segunda

Cantidad de envíos : 6675
Fecha de inscripción : 26/10/2009

Volver arriba Ir abajo

USA Política Interna y su Incidencia en la Gepolítica Mundial Empty Re: USA Política Interna y su Incidencia en la Gepolítica Mundial

Mensaje por horaes el Miér 3 Nov - 9:09

Barak Obama contra las cuerdas ante los comicios electorales del 2 de noviembre

Decio Machado
Vamos a cambiar el mundo

Barak Obama accedió al poder posicionando mensajes de una nueva esperanza y cambios en la política estadounidense. Casi dos años después, la sociedad norteamericana expresa cada vez mayores síntomas de decepción y desencanto. La pérdida de las mayorías en las dos cámaras, situación similar a la que vivió Bill Clinton en 1994, a la par que ver reducido el número de gobernadores demócratas, podría significar el fin de la carrera política de Obama, al cual le quedarían todavía dos años de “via crucis” en la Casa Blanca.


Desde que el 3 de junio de 2008 concluyeron las elecciones primarias del Partido Demócrata con la proclamación del legislador afroamericano Barack Obama como candidato para las presidenciales de noviembre de ese mismo año, el hasta entonces senador por Illinois, no ha dejado de estar presente en los medios de comunicación del planeta como una referencia de esperanza tras la senda de terror, guerras y muertes dejadas por George Bush durante las dos legislaturas de su mandato.

Durante el primer semestre de 2008, Obama había tenido como rival a Hillary Clinton, la cual dispuso de ocho años para prepararse de cara a esta contienda electoral. La Clinton había creado bases de apoyo financiero, redes de voluntarios, apoyo en los estados y a pesar de ello, Obama terminó las primarias con una mejor organización, recaudó más dinero, más gente trabajando por él en las calles, y realizó un trabajo de creación y organización semi perfecta en los cincuenta estados.

Posteriormente, en las elecciones generales del 4 de noviembre de 2008, derrotó a su rival republicano, John McCain, el cual no era mal candidato teniendo en cuenta los valores del pueblo estadounidense. McClain gozaba de ciertas ventajas: era considerado héroe de guerra, pasó cinco años preso en Vietnam, tenía reputación de hombre honesto e independiente, se había caracterizado por un trabajo democrático y no era demasiado partidario, aunque claramente posicionado con las políticas xenófobas al interior de los EEUU.

La victoria de Obama y su investidura como el 44 presidente de los EEUU el 20 de enero de 2009 significó un halo de esperanza que se proyectaba en dos sentidos al interior de los EEUU: por un lado, como la posibilidad de reunificar un país que había quedado dividido políticamente entre partidarios y no partidarios de una lógica militarista que tenía rasgos de “demencia” (guerra global permanente, Guantánamo convertido en el mayor campo de concentración del mundo occidental con permanentes violaciones de los derechos humanos, Abu Ghraib, las detenciones y vuelos secretos con secuestrados por los servicios secretos estadounidenses, las cárceles clandestinas para la detención e interrogatorio de sospechosos de pertenecer a la Yihad…), y por otro lado, como la posibilidad de cambiar estructuras básicas en una economía interna que recibía el azote de una crisis sin precedentes desde la época de la Gran Depresión en 1929.

El gobierno de dos legislaturas encabezado por George W. Bush había sido un fracaso absoluto para los EEUU como país, para los estándares de vida de la sociedad estadounidense y sus valores éticos y morales, y también para el propio Partido Republicano (McCain se cuidó y mucho de no aparecer junto a Bush durante la campaña electoral).

Con la llegada de Barak Obama a la Casa Blanca se encarnaba un casi imposible, para muchos era la posibilidad de cambiar tanto interna como externamente las políticas desde dentro del “corazón de la bestia”.

Este artículo pretende recoger un análisis de la situación política interna estadounidense y valorar, a falta de tres meses para que Obama cumpla su segundo año de mandato, la situación real en la que se encuentran su gobierno y su imagen pública.

La coyuntura actual de Obama

La popularidad del presidente Obama, caracterizada por una fluctuación con permanentes descensos abruptos combinados con austeras recuperaciones parciales, es el fruto de una situación compleja: aún persiste una estructura de la cual el mismo Barak Obama forma parte, que ha restringido notablemente la capacidad de generar rupturas en las formas de hacer política desde la Casa Blanca, lo cual hace que a pesar del discurso de “cambio” que el actual presidente estadounidense mantiene, en realidad se desarrolle en la práctica una “continuidad” sostenida con el período anterior.

El análisis de la realidad política interna actual de los EEUU, permite afirmar que la popularidad de Obama en estos momentos tiene importantes implicaciones respecto a tres temas de carácter interno y que son los que de alguna manera han definido estos 21 meses de gobierno: las consecuencias del manejo de la crisis financiera, las políticas migratorias, y la reforma del sistema de salud.

Consecuencias del manejo de la crisis financiera y el tema del desempleo

La crisis financiera de 2008 se desató de manera directa debido al colapso de la burbuja inmobiliaria en EEUU en el año 2006, lo que provocó en octubre de 2007 la llamada crisis de las hipotecas subprime. Las repercusiones de la crisis hipotecaria comenzaron a manifestarse de forma grave desde inicios de 2008, contagiándose primero al sistema financiero estadounidense, y después al internacional, generando como consecuencia una profunda crisis de liquidez, y causando indirectamente, otros fenómenos económicos, como una crisis alimentaria global, diferentes derrumbes bursátiles (crisis bursátil de enero de 2008 y la crisis bursátil mundial de octubre de 2008) y, en conjunto, una crisis económica a escala internacional.

Esta crisis financiera se ha manifestado fuertemente sobre de la economía estadounidense, la cual se ha evidenciado a través de varios indicadores, entre los que cabe mencionar que:

a.) El Producto Interno Bruto de Estados Unidos se contrajo un 6,2% en el cuarto trimestre de 2008 (momentos en que la crisis se agudizó) con respecto al trimestre anterior; en 2009 la economía estadounidense registró una contracción del 2,4%, su peor lectura desde 1946.

b.) La producción industrial en EEUU en términos anuales resultó 10% menor a la observada en enero de 2008; la tasa de crecimiento de la producción industrial da el porcentaje de incremento anual en la producción industrial (incluye manufactura, minería y construcción), en 2007 fue del 4,2%, en 2008 fue de –1,7% y en 2009 fue de –2%.

c.) La tasa de desempleo llegó en septiembre de 2010 a alcanzar un 9,6%, lo que implica que en los últimos doce meses el número de desempleados aumentó en torno a los 5,3 millones de personas, de ellas, aproximadamente 4,4 millones de personas reciben ayuda estatal de algún tipo.

d.) Las ventas de autos y camionetas se contrajeron un 37% en el primer mes del 2009 (Chrysler vendió 55% menos con respecto a enero de 2008, mientras en General Motors la caída fue de 49% y para la Ford de 40%); de igual manera, para las empresas japonesas tampoco fue un buen mes (las ventas de Toyota, Nissan y Honda se redujeron 35%, 29% y 28%, respectivamente); con la caída de enero, las ventas de la industria acumulan 15 meses a la baja; y actualmente la tendencia ha aumentado pero sigue demorando su recuperación;

e.) El mercado de la vivienda aún no ha recuperado su fuerza original, la actividad crediticia aún no ha aumentado y la disponibilidad de crédito sigue siendo escasa.

- La gestión de la crisis por parte del gobierno de Obama:

Sectores cada vez mayores de la población estadounidense cuestionan la polarización existente entre los beneficiarios directos de las políticas económicas emanadas de la Casa Blanca y los afectados por la crisis económica desde la recesión de 2008. Según las diversas encuestas que se realizan en los Estados Unidos, la mayoría de los estadounidenses piensa que estas políticas han ayudado a grandes bancos, grandes corporaciones y a los ciudadanos más ricos, al tiempo que se proporciona poca o ninguna ayuda a los pobres, las clases media o pequeñas empresas.

En este sentido una de las condiciones que determinan en gran medida la caída de popularidad del presidente Obama son los elevados índices de desempleo.

Después de cuatro trimestres consecutivos de contracción, la economía de EEUU retornó al crecimiento a mediados de 2009, pero a pesar de ello, más de un año después persisten las altas tasas de desempleo. Según el gobierno, aunque la reactivación sigue se ha aminorado el ritmo de crecimiento, de una tasa del 3,7% entre enero y marzo a una del 1,6% entre abril y junio. Desde el comienzo de esta crisis, considerada la peor recesión en siete décadas, EEUU ha tenido una pérdida neta de 8,4 millones de empleos, y los analistas economicos calculan que la economía debería crear por lo menos 150.000 empleos mensuales para absorber el crecimiento natural de la fuerza laboral, cosa que está muy lejos de suceder en estos momentos.

Al respecto el presidente Obama dijo: “Hay una gran preocupación por los ocho millones de empleos que se perdieron en el transcurso de estos últimos dos años, y tenemos que fomentar continuamente el ritmo del crecimiento económico para que las personas puedan volver a trabajar. En definitiva, para la mayoría de los estadounidenses, ésa es la medida para saber cómo está la economía”.

La sociedad estadounidense percibe según estudios sociales desarrollados que la administración Obama ha beneficiado a través de sus políticas económicas, en primera instancia a las grandes bancos e instituciones financieras, en segunda instancia a las corporaciones comerciales de diversa índole; y en último lugar, se reconoce que las acciones de política económica han sido beneficiosas para los pequeños negocios, para la clase media y para la gente más pobre.

Ante estas percepciones y conscientes de sus impactos negativos en el potencial electorado que constituye la clase media, el equipo económico de Obama ha planteado un reajuste de la reforma financiera teniendo en cuenta varios factores encaminados a potenciar la dinámica económica doméstica. En esa línea, el presidente Obama anunció recientemente recortes impositivos a la clase media y a las pequeñas y medianas empresas, en el marco de un plan para promover el crecimiento económico que se está diseñando. Tras reconocer que la economía estadounidense tiene ralentizado su ritmo de recuperación, Obama señaló que estas bonificaciones podrían extenderse a la inversión, a la reconstrucción de infraestructuras y al desarrollo de proyectos de energía renovable.

Obama ha asegurado que gran parte de las medidas irán destinadas a las pequeñas y medianas empresas, puesto que ha sido en este sector donde se ha producido el 60% de las pérdidas de empleo desde el inicio de la crisis. El plan busca generar facilidades para que los pequeños negocios contraten empleados mediante el recorte de ciertos impuestos y entrega de más créditos.

- El manejo financiero y las elecciones de noviembre:

Obama recibió las calificaciones más bajas por su manejo de la economía en una nueva encuesta realizada el pasado mes de agosto por la Associated Press-GfK. Según la encuesta, la gran mayoría de los estadounidenses considera malas las perspectivas económicas de EEUU.

Los electores descargarán su frustración contra el Partido Demócrata en las elecciones legislativas de noviembre. Cuando falta menos de una semana para los comicios del 2 de noviembre, el 54% de las personas entrevistadas desaprobó el desempeño del presidente en materia economía, y el 61% dijo que la economía ha empeorado.

Sin embargo, tres cuartas partes de los encuestados consideran ilusorio esperar una mejoría económica notable en los primeros 18 meses del mandato del presidente. El nivel de aprobación general sobre Obama permaneció sin cambio, en 49%. Estas encuestas, ponen nerviosos a los demócratas que intentan conservar sus mayorías cómodas en la Cámara de Representantes y en el Senado. "La verdad es que va a tomar algunos años para que salgamos totalmente de esta recesión. Va a tomar tiempo recuperar ocho millones de empleos", admitió el presidente Obama recientemente mientras hacía campaña por los candidatos demócratas en Seattle. "Quien les diga otra cosa sólo está buscando su voto".

Políticas Migratorias

Asistimos en la actualidad a importantes desencuentros públicos entre demócratas y republicanos con respecto a las políticas migratorias a implantar en los EEUU. Sin embargo, analizadas con seriedad, las posiciones sobre el tema migratorio entre republicanos y demócratas, estas no se muestran tan distantes. Hasta ahora, la administración Obama no ha mostrado ninguna diferencia con respecto a las políticas migratorias de las administraciones anteriores.

Entre los objetivos de la estrategia de seguridad nacional se contempla el de consolidar la reforma integral de la inmigración, lo que viene a indicar que las políticas migratorias siguen en el contexto de la “securización” diseñada en administraciones anteriores y agudizada en la gestión de George W. Bush.

El punto crítico de este proceso de reforma legislativa se encuentra en la imposibilidad de conciliar un régimen que concibe la seguridad nacional como un tema integral de prevención mediante acciones penitenciarias y persecutorias severas, frente a un gobierno que sin tomar partido en el tema con solvencia, admite al mismo tiempo que la reforma migratoria es un riesgo pero también una alternativa de futuro. La explicación de esta ambigüedad política vuelve a situar el tablero de juego en el ámbito electoral (que te da y que te puede quitar votos), lo que va conformando una lógica que hasta ahora tiene mucho que ver con el perfil que está caracterizando a la administración Obama.

- El efecto administrativo de la Ley Arizona SB 1070:

El estado de Arizona aprobó una ley que criminaliza a quienes se encuentren en este territorio en condición de indocumentados. La gobernadora de Arizona, Jean Brewer, firmó y por tanto promulgó esta ley que ya entró en vigencia. El nuevo ordenamiento legal SB 1070, cuya denominación formal es “Apoya a nuestras fuerzas del orden público y los vecindarios seguros” tiene varios efectos internos que deben tomarse en cuenta.

Cuando los demócratas y Obama hablan de inconstitucionalidad de la ley SB 1070, de lo que están hablando no es de la violación de los derechos de las personas migrantes. El asunto de la inconstitucionalidad radica en la violación de la precedencia de las leyes federales sobre las estatatales, dado que se legisla sobre materia que concierne al Congreso Federal y se obstaculiza, a través de esta ley, la actividad de varias instituciones federales, especialmente: la Secretaria de Justicia, el Departamento de Estado y el Departamento de Seguridad Interna. Por otra parte, ni el estado de Arizona, ni ningún otro, tiene la potestad de regular la actividad del Servicio de Guardacostas y el Departamento de Emigración de los EEUU, a cargo de tales asuntos. Por todo esto, el contenido de la ley migratoria no es el problema de fondo, lo que se discute es realmente quién adquiere las competencias sobre el diseño, aprobación y aplicación de la ley.

Desde esta perspectiva, se presenta una crisis estructural del Estado inédita en el país más poderoso del mundo moderno. Desde la Casa Blanca preocupa más el riesgo que este desfase administrativo supone entre las políticas estatales y las federales, así como la extensión que esto tenga hacia otros estados, generando graves consecuencias sociopolíticas en la estructura del Estado federal, situación mucho más preocupante para ellos que los aspectos graves aspectos nocivos para los y las inmigrantes. Lo que está en cuestión es la arquitectura institucional de los EEUU, nada más.

Una de las consecuencias inmediatas de la aprobación de la ley SB 1070 de Arizona es que otros estados han replicado el procedimiento. Legisladores mayoritariamente republicanos en otros 10 estados -Utah, Oklahoma, Colorado, Ohio, Missouri, Georgia, South Carolina, Mississippi, Texas y Maryland- han marcado un camino común para crear leyes similares a la ley SB 1070. Estas nuevas disposiciones legales dan autorización para detener, interrogar y exigir documentos a las personas que los policías sospechen que podrían ser migrantes sin documentos. Siendo los indicadores de sospecha el color de la piel, las vestimentas o la lengua hablada por los sospechosos.

La ley de Arizona ha dejado ya sentir sus efectos sobre varias cuestiones. Tendrá efecto sobre las condiciones laborales de los inmigrantes, las cuales serán condicionadas, aún más, por los empleadores. La importancia económica que reviste para EEUU la mano de obra migrante es objetivamente visible. El sueldo que reciben estos trabajadores es visiblemente menor al que obtienen los trabajadores estadounidenses, y resultan relegadas sus demandas laborales, siendo mermada claramente su capacidad de reclamo. La ley generará condiciones para que se vulneren aún más los derechos de los y las trabajadoras inmigrantes, los cuales se verán obligados a malbaratar su trabajo a fin de obtener un empleo y no ser denunciados ante la fuerza pública; de hecho ya se está empleando una suerte de compra de condiciones a cambio de trabajo.

Por otra parte, el costo social de la persecución y criminalización de los inmigrantes tiene su rostro en materia educativa, sanitaria y de desajuste social debido a la movilización que se está dando desde Arizona hacia otros estados de EEUU. Como consecuencia de esta realidad, otros estados están poniendo en marcha iniciativas que establecen leyes similares a la de Arizona con el fin de detener ese flujo. De generarse un flujo aúin mayor de migración desde Arizona hacia otros estados, estaremos presenciando una especie de “efecto colador” dentro de EEUU; donde por un lado los migrantes deberán repensar no solamente sus nuevas rutas de ingreso al país, sino encontrar nuevos destinos a partir de este estado fronterizo.

Las políticas punitivas frente a fenómenos sociales propios de una estructura socioeconómica mundial desigual no implican para nada una solución efectiva del problema de movilidad humana.

El costo fiscal que tendrán que asumir los departamentos de policías y alguaciles para llevar a cabo actividades que hoy en día no les competen, como son detener, procesar y deportar a inmigrantes indocumentados, no solamente será muy alto, sino que por obvias razones serán recursos que se tomarán de otras partidas presupuestarias, lo que impactará en la calidad de los servicios públicos en Arizona y demás estados que están poniendo en marcha estas medidas coercitivas de forma unilateral.

Adicionalmente el tema migratorio tendrá una afectación directa al turismo a nivel local, de hecho ya se promueven diversos mensajes que perjudicarán directamente el nombre de Arizona como destino turístico, afectando severamente a su economía. La Asociación de Turismo de Arizona dio a conocer recientemente que el sector comenzó a experimentar pérdidas inmediatas a consecuencia de la ley SB 1070, y afirman que esta ley está “pasando de un asunto de migración a uno de turismo”.

Tomando en cuenta estos costos tan altos que tendrá la ley anti-migrante ¿cómo podemos explicar su promulgación? Resulta evidente que los motivos de la promulgación de la ley SB 1070 son eminentemente político-electorales. Arizona hoy es un estado republicano, pero que tenía pocas posibilidades de mantenerse así tras el próximo proceso electoral; ello llevó a los republicana a desarrollar esta estrategia descabellada con el fin de recuperar a los grupos más radicales a través de leyes como esta.

- ¿Qué hay en el trasfondo político del asunto migratorio?

El tema de la política migratoria en los EEUU esta transversalizado definitivamente por la cuestión electoral, contraponiéndose el planteamiento republicano clásico frente a una oferta demócrata ambigua.

Para entender esta cuestión, es relevante analizar las actuaciones de Janet Napolitano, Secretaria de Seguridad Interna de Estados Unidos (Department of Homeland Security), además de las declaraciones y actuaciones del presidente Obama.

Napolitano ha criticado varias veces la ley anti-inmigrante de Arizona, por considerar que desviará recursos federales del combate a crímenes serios como el pandillerismo hacia tareas migratorias. Sin embargo no ha dejado de hablar de la reforma migratoria integral, sosteniendo que la legalización de indocumentados no significa una amnistía migratoria, sino que implica una serie de sanciones que tendrán que cumplir los inmigrantes. En este sentido, las políticas migratorias que apoya Napolitano no son diferentes, en el fondo, a las que se definen desde las filas republicanas.

Napolitano apoyó la prohibición en Arizona de matrimonios homosexuales, se opuso a las restricciones sobre la propiedad de armas y apoyó la pena de muerte. El Partido Republicano recibió gratamente su nominación a Secretaria de Seguridad Interna cuando el presidente Obama posicionó su nombre. Napolitano fue quien desplegó la Guardia Nacional de Arizona a lo largo de la frontera con México, ganándose los elogios de los fanáticos en contra de la inmigración. De hecho, Napolitano estableció su fama política en Arizona cuando se opuso a la inmigración y firmó como ley la legislación reaccionaria que facilita el enjuiciamiento de inmigrantes irregulares como delincuentes culpables de delitos mayores.

Como consecuencia de esta coyuntura personal y del lobby político directo de la funcionaria Napolitano sobre el presidente Obama, éste firmó una ley que militariza aún más la frontera entre Estados Unidos y México. Esto incluye el despliegue de aviones drone sin piloto como los utilizados en Afganistán y Pakistán, para llevar a cabo la vigilancia de los migrantes que cruzan la frontera.

Obama, como explicación a la firma de la ley de militarización frente a las anteriores críticas a la ley SB 1070 dijo: “He sido muy claro. Creo que la ley de Arizona fue un error. Y mi Departamento de Justicia está analizando muy detalladamente la naturaleza de dicha ley. Pero comprendo las frustraciones de esa gente de Arizona. El hecho es que durante décadas pasamos hablando sobre la solución de problemas en la frontera y no los solucionamos. La verdad es que tenemos centenares de miles de trabajadores indocumentados que vienen del otro lado de la frontera y eso tensiona a la gente".

El presidente Obama ha demostrado un permanente ostracismo frente a la ejecución de una ley integral que flexibilice las acciones contra los inmigrantes y que plantee una reforma que garantice derechos laborales y derechos de legalización a los indocumentados. Su silencio respecto a cualquier vía de regularización no hace sino poner de relieve que la legislación de la frontera forma parte de un giro a la derecha del gobierno, en el periodo previo a las elecciones de noviembre de 2010. El Partido Demócrata se prepara para competir con los republicanos en convertir a los emigrantes en chivos expiatorios vanagloriándose de su récord de persecución policial e incremento de las deportaciones.

En ese mismo contexto la secretaria de Seguridad Nacional de Obama, Janet Napolitano, compareció recientemente en la Casa Blanca para elogiar la nueva legislación sobre la frontera por proporcionar “recursos permanentes” para hacer cumplir la ley y calificó esta campaña de “cuestión de seguridad nacional”. Mientras que Napolitano hacía una breve referencia a la “reforma de la inmigración” no indicaba un calendario para la promulgación de dicha legislación y afirmaba que la cuestión estaba “en manos del Congreso”.

En otras palabras, habiendo incumplido su promesa electoral de presionar por una reforma legal en materia de migración durante su primer año de gobierno, la Casa Blanca de Obama está dejando claro que no hará nada para llevar adelante la normalización del estatuto de los indocumentados. En lugar de ello, cada vez se aproxima más a las posiciones de la derecha republicana en materia migratoria, la cual desarrolla notables campañas de opinión pública en las cuales responsabiliza a los inmigrantes del aumento de la criminalidad, de la desaparición de empleos y de las amenazas a la seguridad nacional.

Los miedos de Obama en aplicar sus compromisos electorales en esta materia son la consecuencia, sin duda, de que según las encuestas desarrolladas por los medios de comunicación estadounidenses, en términos generales la sociedad estadounidense es favorable a las lógicas implementadas en la nueva ley de Arizona. El 73% de los encuestados dice que se debe exigir a las personas portar documentos para verificar su situación legal. De igual manera, 67% aprueba que se permita a la policía que detengan a cualquier persona que no pueda demostrar su situación jurídica, mientras que el 62% aprueba el permitir que la policía indague a las personas que piensan que pueden ser indocumentadas.

La Reforma de Salud. ¿Éxito o fracaso político?

Ya en los noventa el ex presidente Bill Clinton intentó llevar adelante una reforma del régimen de salud, con la implementación de la cobertura sanitaria universal. Se trataba de una reforma de las mismas características que ahora propuso Obama y que generó la resistencia de grupos económicos y del Partido Republicano, que siempre han obstaculizado cualquier intento de intervención del Estado en esta materia.

Obama se jugó su mayor carta política con la reforma sanitaria frente a un descenso significativo de su popularidad, aún hoy transcurridos ya algunos meses de la aprobación de esta ley, el tema sigue siendo de gran importancia en la agenda electoral para las próximas elecciones de noviembre de 2010.

Aunque el proyecto inicial del presidente Obama pretendía crear un sistema de salud público que competiría con el privado, la polarización que generó la reforma entre la propia población estadounidense, sumado a la presión de las compañías aseguradoras que veían como podrían ser perjudicados sus negocios y las movilizaciones que llevaron adelante movimientos ultraconservadores como Tea Party, lograron que se adoptaran importantes cambios en la ley que han sido interpretados de muy diferentes maneras por los analistas políticos y los expertos en la materia. El sistema se mantuvo finalmente en manos de empresas privadas, aunque con mayor injerencia y control del Estado.

La reforma sanitaria impulsada por Obama incluye las siguientes líneas de acción:

- Nuevas y más estrictas reglas para las aseguradoras: La propuesta prohíbe a las empresas de seguros negar cobertura a personas con enfermedades, dejar fuera a personas cuando enferman o limitar la cobertura de por vida, al igual que restringe la aplicación de límites anuales.

- No habrá "opción pública": Tras una disputa política que duró todo un año, los aliados demócratas de Obama optaron por no incluir un programa apoyado por el gobierno que competiría con las aseguradoras privadas, que los analistas y sus defensores de la propuesta inicial de Obama pensaban que era la mejor manera de reducir los costos.

- Nuevos mercados de seguros: En lugar de la "opción pública" la propuesta crea nuevos mercados estatales donde los ciudadanos estadounidenses sin cobertura de salud pagada por el empleador pueden adquirir una.

- Requerimientos, subsidios: Por primera vez en la historia de EEUU la mayoría de sus ciudadanos deberán comprar un seguro de salud o enfrentar multas, y las empresas más grandes están expuestas a sanciones si no ofrecen cobertura.

- Beneficios en medicamentos para los ancianos: El proyecto ofrece una devolución para los ancianos que quedan fuera del pago de medicamentos previsto en el programa Medicare.

Según datos de los medios de comunicación estadounidenses, el 58% de la población cree que la reforma de salud les favorece mientras que un 36% piensa lo contrario. De manera paradójica, estas encuestas reflejan a su vez que el 51% de la población cree que la ley será perjudicial para el Estado, mientras que un 38% cree que la ley es favorable para el país.

Un dato importante es que la clase política se opone al impulso de la ley; lo que permite visualizar que gran parte del establishment político "gringo" está ligado al manejo de corporaciones que administran sistemas de salud privados. Adicionalmente se debe tener en cuenta que una porción significativa del bloque parlamentario demócrata responde a tendencias sumamente conservadoras, y además han quedado hipotecados por el financiamiento de privados en sus campañas electorales; el tema de la “opción pública” fue condicionado directamente por un sector muy importante de los demócratas, lo que impidió que se aprobase esta condición.

- Estado de los escaños de cara a las elecciones de noviembre:

El Senado actual está compuesto por 59 demócratas y 41 republicanos. De esos, 44 escaños parecen estar asegurados para los demócratas y 35 lo estarían de igual manera para los republicanos. De los 21 que se estiman en disputa, hay 4 en los que el electorado se inclina a favor de los candidatos del Partido Demócrata y 9 en los que se inclina hacia los candidatos del Partido Republicano. Esta situación definiría que habría 48 senadores demócratas y 44 senadores republicanos. Los 8 restantes aparecen con empate técnico en las encuestas de sus respectivos estados. Si los demócratas pierden 7 de ellos, los republicanos quedarían con una mayoría de 51-49.

Por otro lado, el Congreso está conformado en la actualidad por 255 demócratas, 178 republicanos y 2 vacantes. En las elecciones de noviembre los demócratas tendrían 144 representantes asegurados y los republicanos 163. Ahora bien, el electorado se inclina hacia los demócratas en el caso de 51 representantes adicionales y hacia los republicanos en el caso de otros 43 representantes, con lo que quedarían 194 demócratas y 206 republicanos. Los 35 restantes se encuentran empatados en las encuestas. Si los demócratas pierden 12 o más escaños de esos 35, los republicanos se quedarían con la mayoría en el Congreso.

En el caso de las gobernaciones, actualmente hay 26 gobernadores demócratas y 24 republicanos. Siguiendo con el análisis de encuestas desarrollado anteriormente, 8 parecerían seguros en manos de los demócratas, mientras que 15 lo estarían para los republicanos. Hay 7 gobernaciones en las que el electorado se inclina hacia los demócratas y 11 que se inclinan hacia los republicanos, con lo que quedarían 15 gobernaciones demócratas y 26 republicanas. Las 9 gobernaciones restantes están con empate técnico según las encuestas.

A menos de una semana de las elecciones del 2 de noviembre, el panorama luce oscuro para el Partido Demócrata.

El desencanto de los ciudadanos estadounidenses

El desencanto con el gobierno y los políticos ha crecido a niveles sin precedente en los EEUU; crecen la incertidumbre y el pesimismo, así como la desconfianza hacia la Casa Blanca. El fruto de esta frustración social lo recogen sectores conservadores de perfil antisistémico.

El sentimiento antigubernamental se ha incrementado entre la sociedad, según encuestas realizadas en el mes de abril, sólo el 22% dice confiar plenamente en el gobierno (sondeos del Pew Research Center).

Una vez más, y siguiendo datos de la prensa estadounidense, se han duplicado numéricamente los segmentos de la sociedad que dicen estar muy enojados con el gobierno federal: de 10 por ciento en 2000 a 21 por ciento hoy. El 30 por ciento de los estadounidenses dicen sentir que el gobierno es una amenaza para su libertad personal.

Esta situación ha dado pie a la construcción del llamado movimiento Tea Party, expresión ultraconservadora que surgió hace algo más de un año en protesta por el proyecto de estímulo económico y que creció en visibilidad en la campaña contra la reforma de salud impulsada por el gobierno de Barack Obama. Está considerado como el sector más activo del conservadurismo estadounidense, y tiene como finalidad no sólo obstaculizar las propuestas de Obama, sino también de atacar a políticos republicanos considerados no suficientemente conservadores.

Encuestas recientes del New York Times/CBS News, revelaron que 18 por ciento de los estadounidenses se identifica como simpatizantes del Tea Party; este movimiento político podría arrebatar a los demócratas los estados de Illinois, Carolina del Norte y Virginia Occidental en las próximas elecciones.

Para analistas como Noam Chomsky, la situación “es muy similar a la Alemania Weimar, los paralelismos son notables (…) de igual manera existe un desilusión tremenda con el sistema parlamentario…”. Según Chomsky, “Estados Unidos tiene mucha suerte de que no ha surgido una figura honesta y carismática, ya que si eso sucediera, este país estaría en verdaderos apuros por la frustración, desilusión y la ira justificada y la ausencia de una respuesta coherente”.

Fuente: http://www.vamosacambiarelmundo.org/2010/10/barak-obama-contra-las-cuerdas-ante-los.html
rCR
http://www.rebelion.org/noticia.php?id=115789


Nota: Verdades del Tamaño de Catedrales……………………..y la peligrosísima conclusión de Chomsky alarma…………..en demasía…
horaes
horaes
Sargento Mayor de Segunda

Cantidad de envíos : 6675
Fecha de inscripción : 26/10/2009

Volver arriba Ir abajo

USA Política Interna y su Incidencia en la Gepolítica Mundial Empty Re: USA Política Interna y su Incidencia en la Gepolítica Mundial

Mensaje por horaes el Miér 3 Nov - 18:47

Las elecciones a mitad de mandato
La derrota anunciada

Roberto Montoya
Miradas al Sur


Barack Obama camina desde hace semanas con la cabeza baja camino al cadalso electoral. Poco antes de las elecciones de este martes 2, con una caída del índice de popularidad desde el 70% al 45% en sólo 18 meses, reconocía de antemano su derrota en el programa de TV “Daily Show” del comediante progresista Jon Stewart. “La gente está frustrada”, dijo el presidente. Y como tímida disculpa añadió: “hay cosas que la gente ni sabe que hicimos”. Una disculpa que suena rara viniendo de boca del comunicólogo por excelencia. Para intentar demostrar que no todo está perdido, Obama dijo en esa entrevista: “nunca dijimos que podríamos conseguir todos nuestros objetivos en 18 meses”.
En estas elecciones a mitad de mandato por las que tiene que pasar cada presidente estadounidense, se elige a los 435 miembros de la Cámara de Representantes y a un tercio de los 100 que componen el Senado; a 38 gobernadores, mientras tienen lugar simultáneamente varias elecciones locales y territoriales.
Todas las encuestas auguran que un “tsunami” republicano arrasará en las dos cámaras y en los principales estados en disputa, dejando maniatado a Obama en sus dos últimos años de mandato y abortando (lapsus, los republicanos no abortan) sus posibilidades de ser reelegido en 2012. La causa de esta derrota anunciada, de este desgaste tan acelerado del “milagro” Obama que obnubiló a medio mundo hace sólo un par de años, no puede atribuirse exclusivamente a las ya de por sí demoledoras consecuencias de la crisis capitalista mundial, que tuvo su origen precisamente en Estados Unidos.
Sin ser ningún radical, si uno atiende a los parámetros internacionales, Obama sí lo es para EEUU. Ya fue demasiado que un partido como el Demócrata, conservador, esclavista y antinegro desde que nació en 1824 y por varias décadas, al punto de ser el apoyo fundamental del Ku Klux Klan (el presidente Harry Truman fue miembro reconocido del KKK), evolucionara durante el siglo XX hacia unas posturas progresistas, cambiándose los papeles con el Partido Republicano (ambos nacieron del mismo tronco, el Partido Demócrata-Republicano) y llegara en el siglo XXI a nombrar a un candidato presidencial afroamericano. Demasiado cambio, sí.
Y es que Barack Obama no sólo viene enfrentando desde que inició su mandato el 20 de enero de 2009 el agresivo hostigamiento y boicot del Partido Republicano y de los principales “lobbies”, que cuentan con gran poder de influencia. No, Obama, a pesar de haber sido votado mayoritariamente en la interna de su partido frente a su gran rival, Hillary Clinton, su actual secretaria de Estado, no tiene el apoyo de todos los demócratas ni mucho menos. Esto se vio en el rechazo de miembros de su propio Gabinete a que investigara las graves violaciones de los derechos humanos cometidos por la Administración Bush al amparo de la “guerra contra el terror”, se vio en su frustrante batalla por cerrar Guantánamo, y se volvió a comprobar en el debate de la reforma sanitaria, que terminó descafeinándose tanto que poco quedó de su idea original.
Son varias las familias políticas que coexisten dentro del Partido Demócrata y Obama juega un papel bonapartista, haciendo equilibrios entre unas y otras. El jueves pasado, en el prestigioso blog “The Caucus” del New York Times, el analista Michael D. Shear, explicaba las presiones que sufría Obama dentro de su propio partido, y el peso que tienen las distintas corrientes. “¿Es Obama demasiado tímido?”, titulaba Shear su nota.
Y explicaba que esa era la crítica que le hacía el sector más “liberal” de los demócratas, que en EEUU es equivalente a “progresista” o “izquierda”. Shear explicaba que el sector más “liberal” o de izquierda del Partido Demócrata, el “Progressive Caucus”, con 78 miembros en la Cámara de Representantes (de un total de 255 representantes demócratas), presionaba al presidente para que fuera más radical en su programa. Este sector le pide que se apoye en ellos, en “un más pequeño y más cohesionado caucus”.
Pero los llamados “Blue Dogs” y los “New Democrats”, la corriente de los “moderados” y de los “centristas”, acumulan 105 escaños en dicha Cámara, son mayoría en el bloque demócrata .
Barack Obama sabe por tanto que aunque su ideario esté más cercano al “Progressive Caucus”, necesita indispensablemente del apoyo de las otras dos corrientes para intentar sacar su programa adelante.
Shear recuerda en su análisis, para más Inri, que según una última encuesta de Gallup, el 42% de los estadounidenses dicen ser “conservadores”, el 35% “moderados” y sólo un 20 se reivindica “liberal”. Con esas cifras internas y externas sobre la mesa Obama no tiene demasiado para festejar. En las últimas semanas ha concentrado sus esfuerzos en remodelar su Gabinete en un intento por atacar aquellos problemas más inmediatos que acucian a los ciudadanos.
Esta realidad es bien conocida por el Partido Republicano y de ahí su euforia y radicalización. Actualmente tienen 178 escaños en la Cámara de Representantes y 41 en el Senado, pero están seguros de conseguir la mayoría en las dos cámaras.
Desde que Obama llegó al poder, el Partido Republicano radicalizó su discurso y engendró el Tea Party, un movimiento con valores cavernícolas, ultraconservador, xenófobo y homófobo, enemigo acérrimo de todo lo que huela a Estado y defensor a ultranza de las armas, que ha ido creciendo como la espuma en todo el país.
Liderado por Sarah Palin, ex gobernadora de Alaska y ex candidata a vicepresidenta en tándem con John McCain en las elecciones en las que ganó Obama, en poco tiempo se ha convertido en una poderosísima corriente dentro del Partido Republicano. Palin reconoce públicamente que luchará dentro de su partido para ser la candidata republicana a las presidenciales de 2012. Los comicios del martes darán una primera pauta de cuán cerca están los republicanos de volver a la Casa Blanca.
.
http://www.rebelion.org/noticia.php?id=115899


Nota: Otras Catedrales……
horaes
horaes
Sargento Mayor de Segunda

Cantidad de envíos : 6675
Fecha de inscripción : 26/10/2009

Volver arriba Ir abajo

USA Política Interna y su Incidencia en la Gepolítica Mundial Empty Re: USA Política Interna y su Incidencia en la Gepolítica Mundial

Mensaje por horaes el Lun 15 Nov - 14:54

El Tea Party no es nuevo ni coherente, no es más que viejas quejas en odres nuevos

Gary Younge
Sin Permiso

Traducido por Lucas Antón


Este grupo incoherente carece de dirigentes, de políticas, de cuartel general. Se mantiene unido gracias a Fox TV y a ingentes cantidades de dinero
Que den lecciones sobre responsabilidad fiscal los ocupantes de una lujosa suite de uno de los más selectos hoteles de Las Vegas se le puede atragantar a uno como una raja de melón engullida de través. De forma apropiada, el bar abierto, las bandejas de fruta y la vista de la ciudad desde el Hotel Aria del Tea Party Express en la noche de las elecciones huelen más a acto empresarial que a acto político, y no digamos ya populista.
En un momento dado, me volví hacia un hombre que estaba a mi lado y le pregunté si era partidario del Tea Party. "No", respondió, "esperaba que lo fuera usted". Se trataba de un funcionario del Departamento de Estado que acompañaba a varios periodistas extranjeros con la esperanza de conocer a algunos seguidores de verdad del Tea Party a los que entrevistar. Pero no lograron encontrar a ninguno, y hay una razón que lo explica.
El "Tea Party" no existe. No tiene miembros ni dirigentes ni cargos ni estructuras participativas, presupuesto o representantes. El Tea Party es como una abreviatura de un amplio y superficial sentimiento en torno a los impuestos bajos y a un Estado pequeño, que comparte gente vagamente vinculada que de algún modo piensa parecido. Lo cual no quiere decir que no esté resurgiendo la derecha, claro que sí lo está. Pero las fuerzas que impulsan su energía política no son las que han apuntalado su reciente éxito electoral.
El Tea Party no es un fenómeno nuevo. Es simplemente un nombre nuevo para un viejo fenómeno: la derecha dura estadounidense. En los últimos dos años, el término ha servido de banderín de enganche para una coalición de grupos dispares, la mayoría de los cuales tiene ya sobre sí muchos años de existencia. Los "Minutemen" [1] (vigilantes antiinmigrantes), "birthers" [2] (que niegan que Obama naciera en los Estados Unidos), "Promise Keepers" ["Guardianes de la Promesa"] (varones cristianos conservadores), "Oath Keepers" ["Guardianes del Juramento"] (militares y policías, retirados y en activo, comprometidos a resistir a un gobierno anticonstitucional "con cualquier medio necesario"), espectadores de las noticias de la Fox, fans de Glenn Beck, [3] y oyentes de Rush Limbaugh [4] que hasta entonces carecían de identidad unificadora.
Tener un nombre ayuda. Ha ofrecido identidad política a un número apreciable de personas que no estaban activas o que podrían no haber llegado a darse cuenta de que estaban vinculadas de algún modo. La denominación ha reorientado las prioridades establecidas de la derecha, desplazándolas de las cuestiones sociales a las fiscales. Pero esto no son más que viejas quejas en odres nuevos.
La mayoría de los personajes hoy estrechamente vinculados al Tea Party no están de nuevas en la política de la derecha. Simplemente se han movido de los márgenes al centro del estrado. Sharron Angle, candidata al Senado derrotada en el estado de Nevada, lleva desempeñando cargos públicos en él desde 1998, si bien votaba "no" tan a menudo en la Asamblea del Estado sobre asuntos de consenso [bipartidista] que dichos votos eran conocidos como "41-contra-Angle". La candidata del Tea Party por Delaware, Christine O´Donnell, tan criticada, se presentó sin oposición a las primarias republicanas de 2008 antes de lanzarse a desafiar a Joe Biden [senador por Delaware hasta su elección como vicepresidente con Obama]. Estas personas no ingresaron en el Tea Party, el término "Tea Party" se les quedó pegado.
Resultaría difícil imaginar a un candidato que se ganara la etiqueta del Tea Party sin estar en contra del matrimonio homosexual o del aborto, por la sencilla razón de que un candidato así no podría existir. Los evangélicos cristianos blancos siguen siendo uno de los núcleos duros más cruciales del éxito republicano de la semana pasada, comprenden el 25% del electorado y otorgan el 79% de su voto al GOP [Grand Old Party, el partido Republicano]. Eso supone una proporción bastante mayor de la que representa la combinación del voto negro y latino entre los demócratas.
En un principio el término Tea Party nos ayudó a comprender la fuerza insurgente, incipiente, que se echó a la calle el año pasado; hoy puede ser un obstáculo para analizar su marcha, más coreografiada, hacia el poder. Pues cuando la gente habla de lo que hará, comenta las exigencias del Tea Party o deja sentado cuáles son sus amenazas, confunde (a propósito o por otras razones) al Tea Party con una formación coherente con capacidad de acción cohesiva. Y no lo es.
La investigación llevada a cabo durante varios meses por el Washington Post con el fin de contactar con todos los grupos del Tea Party del país se encontró con que muchos de ellos no existían. El 70% afirmaba que no habían estado implicados en un solo acto político en un año, un año en el que se había hecho acreedor de la transformación de la política de la nación.
"Cuando un grupo se apunta en la lista de nuestra página en red, eso es un grupo", declaró al Post Mark Meckler, miembro fundador de los Tea Party Patriots. "Puede que ese grupo se componga de una sola persona, puede que sean diez, puede que exista y deje de existir, no sabemos".
Esto tiene menos de crítica que de descripción. Levantar un movimiento es una tarea dura, embarullada, que si ha de ser verdaderamente de base, produce desiguales resultados. En ese sentido no es diferente, digamos, del movimiento antibelicista, y tendría más o menos el mismo éxito de no ser por dos factores clave.
El primero es que el Tea Party tiene su propia cadena de "noticias" –la Fox– dedicada a hacerlo crecer. Promueve las manifestaciones del Tea Party como si fueran acontecimientos de celebración nacional y exhibe a quienes posan como líderes como si fueran celebridades nacionales. En segundo lugar tiene dinero, mucho dinero. Cuando se trata de elecciones tiene el respaldo de inmensas cantidades de dinero que proviene de empresas privadas e individuos que están tras instituciones –como el Tea Party Express, Freedomworks, Americans for Prosperity y los Tea Party Patriots– dirigidas por gente con un historial probado de activismo republicano derechista.
La relación entre estas organizaciones y la base de gente que se autodenomina partidaria del Tea Party es episódica y errática. Aparecen en lugares diversos cuando tienen la sensación de que pueden conseguir un gran avance, echan dinero, atraen la atención de los medios hacia ellos y miran a ver qué es lo que queda. Unas veces funciona, otras se vuelve en su contra, y la mayoría apenas sí suele suponer alguna diferencia. No mantienen relación orgánica, y no digamos ya democrática, con las bases que según dicen representan. Sarah Palin, por ejemplo, respaldó a 64 candidatos esta temporada, la mitad de los cuales salieron victoriosos el pasado martes; 10 perdieron en las primarias, 19 perdieron en las elecciones generales y tres están inmersos en disputas electorales demasiado reñidas para dilucidar aún el veredicto. Su apoyo es importante, pero apenas decisivo.
Sería demasiado fácil deducir de esto que el Tea Party es simplemente una creación de las grandes empresas y los medios de comunicación derechistas. Tampoco basta sólo eso para explicar a los cincuenta ancianos conservadores, más o menos, que llevan reuniéndose en el Nugget Casino de Pahrump, una ciudad medio perdida de la Nevada rural, todos los viernes a lo largo de los últimos cinco años o a la mayoría de grupos que he podido ver por todo el país. Sería asimismo demasiado ingenuo sugerir que esos grupos podrían jactarse de algo distinto a una presencia marginal sin el dinero a espuertas y unos medios de comunicación que amplifican sus voces.
Lo que vimos el martes no fue un realineamiento de la política estadounidense sino la primera prueba real de la reconfiguración del equilibrio de fuerzas de la derecha de EEUU. Las encuestas a la salida de los colegios electorales muestran un electorado más polarizado que hace dos años, cuando los independientes se inclinaron por los republicanos pero los que se autodenominaban moderados siguieron respaldando a los demócratas. El 60% de los escaños perdidos arrebatados a los demócratas se perdieron en distritos en los que John McCain batió a Obama en 2008.
En diciembre pasado entrevisté a Rand Paul al término de una alocución a un auditorio de doce personas en Leitchfield, una pequeña ciudad del estado de Kentucky, y le pregunté qué era para él el Tea Party. "Yo lo llamo el movimiento nacional del micrófono abierto", bromeó. "A su manera es algo bueno. Hay gente que estaba cansada de no poder decir lo que quería. Pero no creo que tenga aún cohesión. Está por ver todavía si puede transformarse".
En aquel entonces, Paul era un segundón; hoy es un senador recién elegido. El Tea Party sigue sin tener cohesión, pero se ha transformado. No desde dentro o desde abajo, sino desde fuera y desde arriba. Su nombre refleja un estado de ánimo popular, sus acciones son reflejo de la capacidad de una élite.
Notas del T.
En el título, lo mismo que en el texto, Younge juega con las palabras "wine" ("vino") y "whine" ("queja") en torno a la expresión "el vino viejo en odres nuevos". [1] y [2] "Minutemen" [Hombres del minuto"] remite al apelativo de los milicianos de la Guerra de Independencia estadounidense listos en un santiamén para combatir al enemigo; "birthers" proviene de la palabra "birth" ("nacimiento"). [3] y [4] Glenn Beck es el comentarista televisivo más célebre entre los ultraconservadores; otro tanto se puede decir de Rush Limbaugh, pero en la radio. Ambos han animado con arengas y dineros a distintas ramas del Tea Party.
Gary Younge es uno de los varios corresponsales que el diario The Guardian tiene en los Estados Unidos y en calidad de tal ha cubierto las elecciones presidenciales y al Congreso de los últimos años.

Fuente: http://www.sinpermiso.info/textos/index.php?id=3708
rCR
Nota: Como es que dice el dicho, aaah si “ Vamos a cambiar todo, para que…en el fondo no cambie nada “, El Gatopardo
horaes
horaes
Sargento Mayor de Segunda

Cantidad de envíos : 6675
Fecha de inscripción : 26/10/2009

Volver arriba Ir abajo

USA Política Interna y su Incidencia en la Gepolítica Mundial Empty Re: USA Política Interna y su Incidencia en la Gepolítica Mundial

Mensaje por horaes el Vie 19 Nov - 14:40

16 tonterías que creen los estadounidenses

Sarah Seltzer
Alter Net

Traducido del inglés para Rebelión por Germán Leyens


Los estadounidenses están frecuentemente mal informados, son a veces simplemente tontos y fácilmente engañados por rumores que parecen sabrosos. Pero mientras la derecha aprovecha esta realidad, la izquierda se preocupa de que calificarlos como mentiras pueda parecer “grosero”.
¿Recordáis que el congresista Joe Wilson se levantó durante el discurso sobre el Estado de la Unión de Obama y gritó “¡Usted miente!”? Fue reprendido enérgicamente por los expertos. Pero sobre todo atrajo críticas por descortés y fue comparado con Kanye West y otros famosos “interrumpidores”.
Volver a enfocar la insensata invectiva de Wilson subraya el estado de nuestro mundo político puesto de cabeza. Wilson gritó “¡Usted miente!” enfrentado con la verdad, pero el presidente Obama duda antes de pronunciarse cuando lo calumnian con falsedades desnudas, descaradas. La cruel ironía continuará este invierno cuando los republicanos se apoderen de la Cámara y sigan circulando los rumores e insinuaciones de expertos extremistas de derecha. Parece como si nadie con un megáfono suficientemente fuerte tuviera el coraje de llamar las cosas por su nombre, o para ser más exacto a una mentira por lo que es.
Hemos ido bastante más allá de la “certecidad” de Stephen Colbert a un entorno de “al diablo con la verdad”; lo que Rick Perlstein describió en Daily Beast como “mendocracia”: "gobierno por mentirosos.”
A continuación cito algunos ejemplos recientes de cómo hemos progresado en la ignorancia:
• Sondeos realizados durante y después de las elecciones de mitad de período de la semana pasada sugieren que muchos estadounidenses creen verdaderamente que el presidente Obama ha aumentado sus impuestos –a pesar de que la realidad es que nuestro presidente en realidad los redujo para la mayoría. Esto significa que la gente confía en expertos como Rush Limbaugh, una fuerza importante tras la propagación de esa mentira, más que en las cifras de sus propias declaraciones de la renta.
• ¿Otro fenómeno reciente? La mitad de los nuevos congresistas no creen en la realidad del calentamiento global. No es que sólo no estén de acuerdo con la fuente o la severidad del problema. Simplemente no piensan que el mundo se esté calentando –a pesar de la evidencia ante sus ventanas.
• Es probable que el nuevo Congreso trate de restaurar millones de dólares de financiamiento para un programa de estudios en las escuelas de “sólo abstinencia”, científicamente inexacto, extremadamente desastroso, en el cual se ha visto que difunden mentiras como “los condones no funcionan” y “el aborto causa cáncer”.
• Los medios noticiosos han reproducido una afirmación insensatamente inflada y totalmente estrambótica de un blog indio de que el viaje al extranjero de Obama costó 200 millones de dólares diarios –y los espectadores se la han tragado. (En este caso, la Casa Blanca la desmintió directamente).
Lo que asusta es que este tipo de rumores tiene una manera de establecerse en la conciencia popular. Justo cuando la temporada electoral comenzaba a caldearse durante este año, Newsweek publicó una lista de “Cosas estúpidas que creen los estadounidenses". Aunque algunas son locuras comunes y corrientes, una cantidad sorprendente son mentiras que fueron transmitidas a los estadounidenses por nuestros dirigentes de la extrema derecha. Esto demuestra que mentiras propagadas por los medios se arraigan fácilmente en la memoria colectiva si no se contrarrestan rápido y de forma segura. La lista de Newsweek incluía las siguientes 12 estadísticas tomadas de sondeos y encuestas recientes y semi-recientes. La primera mitad se relaciona directamente con la difusión de rumores por la derecha.
• Casi un quinto de los estadounidenses piensa que Obama es musulmán. Gracias, Fox news, por actuar como si fuera asunto de opinión, no un hecho.
• Un 25% de los estadounidenses no creen en la teoría de la evolución de Darwin, y menos de un 40% creen en ella. Hay que considerar el hecho de que varios de nuestros funcionarios recientemente elegidos, específicamente el recién elegido gobernador de Kansas Sam Brownback, comparten esa creencia.
• Antes este año, casi un 40% de los estadounidenses todavía creían que la mentira apoyada por Sarah Palin sobre los “paneles de la muerte” estaba incluida en la reforma del sistema de salud.
• Hace sólo unos pocos años, cerca de la mitad de los estadounidenses todavía sospechaban una conexión entre Sadam Hussein y los ataques del 11-S, una mentira que fue reforzada por el propio Dick Cheney.
• Aunque una buena cantidad de este desconocimiento demostrable mejora a medida que los encuestados son más jóvenes, todo no anda bien entre los de menos de 30 años. Una mayoría de “jóvenes estadounidenses” no pueden identificar Iraq o Afganistán –los sitios en los que combaten y mueren sus pares– en un mapa.
• Dos de cada cinco estadounidenses, a pesar de que la separación total de la iglesia y del Estado es un fundamento de nuestra democracia, piensan que debería permitirse que los maestros dirijan las oraciones en las salas de clase. Por lo tanto parece que esos derechistas que claman para que se derribe el muro entre la iglesia y el Estado no son los únicos que ignoran sus principios constitucionales.
• Muchos estadounidenses todavía creen en la brujería, percepción extrasensorial y otros fenómenos sobrenaturales. ¿Explica por qué Christine O’Donnell negó tan rápidamente sus “escarceos”?
• Hablando de creencias religiosas anticuadas, hace cerca de una década, un 20% de los estadounidenses todavía creían que el sol gira alrededor de la tierra. Es una lástima, considerando que hasta el Vaticano dejó salir del atolladero a Galileo por tener razón.
• Sólo cerca de la mitad de los estadounidenses se dan cuenta de que el judaísmo es la más antigua de las tres religiones monoteístas. Otros ejemplos de extremos malentendidos sobre la religión y la separación de la iglesia y del Estado se encuentran en la encuesta de Pew sobre el conocimiento religioso de los estadounidenses.
• Éste tuvo un inmenso impacto cuando apareció. En 2006, más estadounidenses fueron capaces de nombrar a dos de los “siete enanitos” que a dos de los jueces de la Corte Suprema. Y eso fue antes de que aparecieran Kagan y Sotomayor. A decir verdad, es fácil recordar a Feliz y Dormilón.
• Más estadounidenses pueden identificar a Los Tres Chiflados que a los tres poderes del gobierno –ya sabéis, esos que se disputan por nuestro bienestar.
Sarah Seltzer es escritora de RH Reality Check y escritora independiente basada en la Ciudad de Nueva York. Su trabajo ha sido publicado en Bitch, Venus Zine, Women's eNews y Publishers' Weekly
Fuente: http://www.alternet.org/story/148826/16_of_the_dumbest_things_americans_believe_--_and_the_right-wing_lies_behind_them/

Nota: Medio estúpidos ¿ verdad ?....... Rolling Eyes
horaes
horaes
Sargento Mayor de Segunda

Cantidad de envíos : 6675
Fecha de inscripción : 26/10/2009

Volver arriba Ir abajo

USA Política Interna y su Incidencia en la Gepolítica Mundial Empty Re: USA Política Interna y su Incidencia en la Gepolítica Mundial

Mensaje por aquiles el Vie 3 Dic - 19:50

aquiles
aquiles
Distinguido

Cantidad de envíos : 1589
Fecha de inscripción : 10/04/2009

Volver arriba Ir abajo

USA Política Interna y su Incidencia en la Gepolítica Mundial Empty Re: USA Política Interna y su Incidencia en la Gepolítica Mundial

Mensaje por horaes el Jue 6 Ene - 10:13

El marco histórico de la globalización
Golpe de Estado



James Polk
Global Research



Traducido del inglés para Rebelión por Germán Leyens y revisado por Caty R.


Nuestra era se define en gran parte por dos conceptos muy interrelacionados: la globalización y la denominada “guerra contra el terrorismo”. En su calidad de operadores geopolíticos-económicos, ambos conceptos se complementan como medios significativos para fines específicos; ambos conforman aspectos importantes de nuestras vidas de todos los días y determinan la forma y el contenido de gran parte de lo que pasa por discurso público. Particularmente en Europa y en EE.UU. se mantiene a las poblaciones vigilantes ante “peligros claros y presentes” planteados ostensiblemente por el “terrorismo internacional” por medio de iconos mnemótécnicos de movimientos de tropas en Asia Central y/o conspiraciones estratégicamente desplegadas para atentados que supuestamente son frustrados “justo a tiempo” por nuestros servicios de inteligencia. Como si se hubiera copiado de las notas para conferencias de Carl Schmitt, se fabricó un “enemigo” totalitario al que se puede recurrir convenientemente si la memoria pública comienza a flaquear.
La globalización ha procedido mediante tres interpretaciones y representaciones del mundo en su conjunto, diferentes pero claramente interrelacionadas: como el “momento cosmopolita” sociopolítico [1] (para pedir prestado un término acuñado por Seyla Benhabib) del globo como encarnación de nuestro mundo cotidiano; como la escena de operaciones de los intereses corporativos/financieros multinacionales; y como el campo de batalla en el cual se considera que los conflictos incitados requieren soluciones exhaustivas, globales, que deben lograrse mediante un Nuevo Orden Mundial. En su estado actual, el constructo de un mundo unificado es en gran parte sinónimo del gobierno mundial ideal tal como fue conceptualizado por la Sociocracia del filósofo francés Auguste Comte en el Siglo XIX [2], en el cual los banqueros internacionales y los think tanks elitistas determinan y ejecutan las políticas públicas.
Imcluida en este ideal global está, por supuesto, la disolución completa de la nación-Estado como tal a través de la gradual, pero de facto irreversible, integración de naciones individuales en el marco totalitario de entidades políticas, económicas y de las principales judiciales/jurídicas que operan a escala global (las más importantes: las Naciones Unidas, el Fondo Monetario Internacional, el Banco Mundial, el Banco de Pagos Internacionales y la Organización Mundial de Comercio).
Las raíces filosóficas de este proceso integrador pueden encontrarse en los factores determinantes que llevaron al Tratado de Westfalia, que terminó con la horrorosamente brutal Guerra de Treinta Años. El tratado también enterró el principio Cuius regio, eius religio y reinstaló la tolerancia de los protestantes como fue aclarada en la Paz de Augsburgo (1555), cuya revocación bajo el Emperador Fernando II del Sacro Imperio Romano Germánico en el Edicto de Restitución (1629) provocó la cruenta contra-respuesta de la nobleza protestante en Austria y Bohemia. Los términos del acuerdo de paz también limitaron radicalmente el territorio y el poder del Sacro Imperio Romano y reconocieron la soberanía de los numerosos principados que constituían el campo de la influencia alemana, y que delegó en Francia y Suecia la tarea de guardianes de la paz.
Pero el Tratado de Westfalia fue de considerable importancia por otro motivo significativo. Los consejeros en Münster y Osnabrück pudieron establecer mediante un discurso racional el concepto de un acuerdo de paz basado en la primacía de la razón y de las reglas del derecho que trascendían los intereses nacionales y sistemas de creencias beligerantes, produciendo, con un sentido genuinamente Kantiano, la idea reguladora de la paz alcanzable como principio de razón para guiar todas las acciones de las partes involucradas, y a la cual todos los participantes, nolens volens, debían someterse. Esto es claramente evidente en la forma en que diversas cláusulas del tratado asumieron un papel metanormativo. De esa manera el tratado allanó el camino para una era de pensamiento secularizado en el cual el vigor de la ley y la negociación política servían de instrumentos para la resolución de conflictos y de líneas directivas de soberanía nacional basada en principios de razón.
Paralelamente al desarrollo de principios internacionales de conducta cosmopolita en nuestra propia época como los que se encuentran en la Declaración Universal de Derechos Humanos y en los estatutos de la Convención de Ginebra, los intereses económicos y financieros han explotado tanto los códices formulados en acuerdos internacionales y medidas jurídicas que actualmente sustituyen leyes nacionales previamente existentes a través de organismos cada vez más totalitarios como la Organización Mundial del Comercio. [3] Es el poder encarnado en los dominios de intereses financieros concentrados que actualmente están en el proceso de transformar nuestra vida cotidiana y las esferas de experiencia en formas previamente inimaginables.
Golpe de Estado
Silenciosamente, y cuidadosamente ocultado al escrutinio público, ocurrió un golpe de Estado en 1914 en EE.UU. Los resultados de ese golpe incruento se hacen sentir actualmente a una escala verdaderamente global. Con una planificación cuidadosa y detallada, los representantes de las instituciones financieras más poderosas de Europa y de EE.UU. tuvieron éxito mediante la promulgación de la Ley de la Reserva Federal (también conocida como la ley Glass-Owen) en la alteración radical y permanente de los fundamentos de la nación en su conjunto.
Mediante la creación del sistema de la Reserva Federal, los intereses financieros que concibieron escribieron e implementaron la ley Glass-Owen se apoderaron de la autoridad del gobierno de EE.UU. como representante teórico de los ciudadanos del país para imprimir nuestra propia moneda y colocaron esa autoridad en manos de un cártel bancario privado. Según el Artículo 1, Sección 8, de la Constitución de EE.UU., se otorga el poder al Congreso para “acuñar moneda” y “regular su valor”. La Ley de la Reserva Federal interpreta evidentemente este poder de modo bastante literal, como la acuñación de centavos, 5 centavos, 10 centavos, y cuartos de dólar; sin embargo, el centro de la ley es la creación de moneda en la forma de billetes de banco. Cuando el gobierno necesita dinero el tesoro de EE.UU. emite pagarés en forma de bonos del tesoro de EE.UU., que luego vende al sistema de propiedad privada de la Reserva Federal a cambio de un cheque de la Reserva Federal. En realidad, el banco de la Reserva “Federal” simplemente introduce las cifras correspondientes en el teclado del ordenador, una vez como deuda y otra vez como activo. En otras palabras, la Reserva Federal crea cifras de la nada, por las que luego pide un reembolso con intereses. Después los fondos se acreditan a la cuenta del gobierno y con ellos se pagan diferentes gastos. El “dinero” como tal es creado de la nada en ese momento exacto por el banco de la Reserva Federal. Pero hay un truco adicional utilizado por todos los bancos que operan con el sistema de la Reserva Federal: préstamos de reserva parcial [fractional reserve lending]. Este ardid permite al banco multiplicar por diez la cantidad de dinero que presta a sus clientes sin tener los fondos reales en reserva para respaldarlo. Todo el ardid ha permitido a los dueños ocultos del sistema privado de Reserva “Federal” la extorsión efectiva de dinero al pueblo de EE.UU. en forma de pagarés, también conocidos como bonos del tesoro, que luego deben reembolsarse con intereses.
La base legal de este escandaloso sistema en la ley Glass-Owen en EE.UU. fue sólo el comienzo. Como otros bancos centrales firmantes del Acuerdo de Bretton Woods (y por lo tanto del acuerdo del Banco Mundial y del Fondo Monetario Internacional), el sistema de la Reserva Federal puede controlar la cantidad de dinero en circulación mediante diversos mecanismos, por ejemplo mediante el aumento o la reducción de las tasas de interés y/o los requerimientos de reserva mínima de los bancos en el sistema de préstamos de reserva parcial. A través de la promulgación del sistema de la Reserva Federal, la esencia del dinero se ha convertido en deuda. Mediante la creación de deuda, el dinero llega a existir en el sistema. Por lo tanto es obvio que nunca interesa al banco que los clientes, los prestatarios, paguen realmente sus deudas porque eso dejaría a los bancos sin pagos de intereses. Cuando sucede que los prestatarios son naciones soberanas, por ejemplo del mundo en desarrollo, o ahora EE.UU. y una serie de países en Europa Occidental, los pagos de intereses obtenidos por los bancos llegan fácilmente a ser cientos de miles de millones de dólares. Esto es extraordinariamente lucrativo para bancos que han podido “participar" en la negociación de acuerdos de paz (mediante los cuales se fijan condiciones de rendición y reembolso de daños) y en las deliberaciones de acuerdos comerciales internacionales para regular el comercio y las finanzas globales.
La Primera Guerra Mundial y su resultado suministran un ejemplo muy esclarecedor de cómo se ha logrado esto. Las condiciones impuestas a Alemania mediante el Artículo 231 del Tratado de Versalles establecieron los fundamentos para la consolidación de los intereses financieros enormemente poderosos en Londres, Nueva York, Frankfurt y París, que habían sido esenciales para la imposición, a cualquier precio, de la Ley de la Reserva Federal en EE.UU. (Habría que señalar que son los mismos intereses financieros que también hicieron su parte para llevar a las naciones al conflicto militar. El foco en este caso, sin embargo, sigue limitado a la génesis y perpetración del cártel de la banca central privada como tal y sus conexiones con la actual crisis financiera y la guerra contra el terrorismo.)
El horror de la Primera Guerra Mundial condujo rápidamente a la comprensión de que la comunidad global de naciones no debería permitir que semejante crueldad volviera a ocurrir, y que hacían falta principios de conducta universalmente reconocidos y aceptados para garantizar la paz y la armonía internacional. Semejantes principios de buena voluntad, reminiscentes intencionalmente de los términos fijados por la Paz de Westfalia, sólo podían implementarse mediante una voluntad general común o consenso global. En otras palabras, una Liga de Naciones, un Völkerbund en el más estricto sentido kantiano, era necesaria para definir e implementar principios internacionalmente válidos de conducta humanitaria, por cierto cosmopolita, a fin de beneficiar a toda la especie humana y toda nuestra vida cotidiana.
Este impulso positivo fue, entre otras cosas, lo que llevó a los participantes en la “guerra para terminar todas las guerras” a fundar el “Convenio de la Liga de las Naciones”. El acuerdo incluía 26 principios a los que se comprometían los 58 Estados miembro. Pero el problema más central que confundía los ideales de la Liga era el hecho de que el acuerdo se basaba en importantes intereses económicos que esencialmente condenaban al tratado al fracaso desde el principio. La Liga se basada en el statu quo tal como fue definido por los vencedores de la Primera Guerra Mundial, quienes, como representantes al mismo tiempo de “intereses” ostensiblemente “nacionales”, hicieron todo lo posible por asegurar los mayores beneficios posibles para los banqueros de la elite que trabajaron entre bastidores en Nueva York, Londres, Paris, y Frankfurt. Y los medios para ese fin se encontraron en los términos de los pagos de reparaciones que luego impusieron a Alemania. Un artículo publicado el 31 de mayo de 1922 en el New York Times esbozó las demandas más destacadas impuestas a Alemania por las potencias de la entente Aliada:
“La Comisión de Reparación llamó a Alemania a aceptar los siguientes compromisos antes del 31 de mayo:
1. Reducir los gastos y equilibrar el presupuesto.
2. Detener el aumento de la deuda externa y del papel moneda en circulación.
3. Aceptar una ligera supervisión de sus esfuerzos en esa dirección.
4. Tomar medidas para impedir más fuga de capital y recuperar 2.000 millones de dólares que desaparecieron del país durante los últimos dos años.
5. Asegurar la autonomía de la política del Reichsbank.
6. Reiniciar la publicación de estadísticas fiscales del Gobierno.” [4]
Los lectores atentos notarán inmediatamente los inconfundibles paralelos con las exigencias (“medidas de austeridad”) frecuentemente impuestas a naciones en desarrollo por el Fondo Monetario Internacional en sus propuestas políticas conocidas previamente como “programas de ajuste estructural”, incluyendo demandas de privatización del sistema bancario o, para utilizar la frase introducida por la “jerga de la Fed”, para garantizar la independencia (“autonomía”) de la política de los bancos. (En una traducción corregida, es la simple demanda de que se permita a ese cártel de la banca privada, como única fuente de dinero ficticio, que cometa su engaño monetario basado en la deuda sin ninguna supervisión o control por el pueblo o sus representantes). Una gama de condiciones impuestas por el FMI ha llevado constantemente a dificultades interiores generalizadas y a crisis económicas, dentro de las naciones en cuestión, porque los intereses y el bienestar de la población en general discrepan evidentemente a menudo de los programas del FMI que se implementan. Joseph Stiglitz lo describió como sigue:
“El FMI no sólo se dedica a los objetivos fijados en su mandato original de realzar la estabilidad global y asegurar que haya fondos para países que enfrentan una amenaza de recesión a fin de que impulsen políticas expansionistas. También se dedica a los intereses de la comunidad financiera. Esto significa que el FMI tiene diferentes objetivos que a menudo están en conflito entre ellos.
“La tensión es tanto mayor porque este conflicto no puede hacerse público: si el nuevo papel del FMI se reconociera públicamente, el apoyo a esa institución podría debilitarse, y es casi seguro que los que lograron cambiar el mandato lo sabían. Por lo tanto, el nuevo mandato tenía que presentarse de manera que pareciera, por lo menos superficialmente, consecuente con lo anterior.” [5]
Y precisamente esta extraordinaria expansión del poder de los cárteles privados de la banca fue fundamental en gran parte en las maniobras entre bastidores durante y después de la Segunda Guerra Mundial. En un ensayo muy esclarecedor publicado en Foreign Affairs en 1936, Leon Fraser puso en conocimiento de un público selectivo la verdadera agenda oculta de la elite bancaria:
“La verdad fue que los expertos [es decir los de la segunda Comisión Young –jp] aprovecharon la ocasión del nuevo ajuste de las reparaciones como excusa para reparar una brecha reconocida hace tiempo en el tejido de las finanzas internacionales. La organización que propusieron tenía funciones no conectadas con las reparaciones, y estas funciones ostensiblemente secundarias fueron, en la conciencia interior creadores, los motivos predominantes para su establecimiento. Algunos miembros –en particular los conectados con la banca comercial– veían la institución como un instrumento para abrir nuevos campos de comercio mundial mediante nuevas extensiones de crédito […] Aunque no hubo unanimidad sobre las oportunidades de crear más crédito, todos los expertos estuvieron de acuerdo en que el Banco podía subsanar un vacío evidente en la organización financiera del mundo, es decir, proveer un centro para la colaboración del banco central y para que la corporación mejorara el mecanismo monetario internacional.” [6]
El banco al que se refería Fraser era, obviamente, el banco central de todos los bancos centrales, el Banco de Pagos Internacionales, con su central en Basilea.
Louis McFadden, ex banquero convertido en congresista de Pensilvania, condenó de manera muy clara los motivos ocultos y los métodos operativos del Tratado de Versalles. McFadden apuntó en particular al Banco de Pagos Internacionales, que se hizo cargo del oro que Alemania debía entregar en pagos de reparaciones. McFadden escribió, refiriéndose a la teoría de Grotius de arreglos justos de conflictos militares (De iure belli ac pacis), que en realidad el Tratado de Versalles se había negociado de mala fe, y que la “Casa de Morgan” y los sospechosos habituales de la camarilla de banqueros internacionales eran los principales beneficiarios de los bonos de reparaciones, y que algunos aspectos sustanciales del tratado se habían elaborado en los centros financieros de Londres, mucho antes de las verdaderas negociaciones en París. McFadden auguró proféticamente las consecuencias a largo plazo del tratado como “fundamento para la renovación de una docena de guerras legalmente justificables”. [7]
La consolidación del poder económico y financiero en Occidente al final de la Segunda Guerra Mundial posibilitó la subsiguiente globalización rápida y generalizada de tendencias incipientes que ya eran visibles en la plataforma de la Liga de Naciones. El establecimiento de las Naciones Unidas en 1945, así como la fundación del Banco Mundial y del Fondo Monetario Internacional, tal como fue estipulado por el resultado del Acuerdo de Bretton-Woods (1944), contribuyeron sustancialmente al sistema internacional de moneda y finanzas de un carácter distintivamente anglo-estadounidense. Esto significó en particular que los bancos centrales de todas las naciones miembros tenían que adoptar en gran parte el modus operandi del sistema de la Reserva Federal. La impresión de monedas nacionales, que solía ser privilegio de gobiernos soberanos, debía ser reemplazada por el sistema de bonos gubernamentales o la emisión de pagarés, que entonces se prestarían o se venderían al cártel bancario privado (encabezado por el respectivo “banco central” del país) a cambio de billetes moneda con interés vencido. Los resultados de dos guerras mundiales, en las cuales un cártel bancario privado había escrito en última instancia las condiciones de la rendición económica y financiera, habían llevado por obligación a los vencidos al papel de participantes en la mayor estafa de la historia humana: la creación de dinero de la nada mediante deudas, con pagos de interés en flujo permanente a la esfera de la elite bancaria privada. Todo a escala global.
Muchos de los vehículos y recursos de inversión discutidos cada vez en más estudios han vinculado con mucho éxito la esfera política con la corporativa/financiera entre las que ya es imposible ver una separación clara. No obstante, entre amplios segmentos de las poblaciones en muchos países, los ciudadanos votantes siguen convencidos de la santidad de las autoridades elegidas. Esas convicciones se basan en una publicidad falsa, y los votantes no han visto la fusión entre el capital y la exitosa ocupación de campañas y puestos realizada regularmente tras las pantallas de humo de los medios de comunicación masivos. En una serie de casos importantes, incluso los movimientos de oposición y protesta han sido comprados y escenificados. [8] ¡Sí, podemos!, se puede considerar ahora como el coro lamentable de los que fueron engañados por el cambio en el que creían. El cambio vino en forma de continuos rescates a los bancos de Wall Street y la colocación confortable por el propio Obama del ex jefe de la Reserva Federal de Nueva York en el trono del tesoro de EE.UU., inmune a la crítica y a la reprimenda, a pesar de sus urgentes correos electrónicos al abogado de AIG instando a guardar silencio como reacción a las consultas del Congreso sobre la dimensión de los fondos de rescate de la Reserva Federal canalizados a los bolsillos de Goldman Sachs. (Evidentemente cuando esas revelaciones salieron a la luz pública (¡en Internet!), los medios dominantes estaban ocupados convenciendo al público semi-consciente de la importancia del paradero pasado y presente de los genitales de Tiger Woods.) Y no ha pasado nada. Pero los lacrimosos y desesperados parecen tragarse cada vez las exageraciones de Hollywood: ¡Él es el UNICO!
Los procedimientos esquemáticos realizados por el FMI, el Banco Mundial, y la OMC adquieren frecuentemente un carácter descaradamente absurdo. Así fue en el caso del programa de ajuste estructurado citado frecuentemente, desarrollado para Bolivia en el Documento Marco de Política para 1998-2001 del Mecanismo Reforzado de Ajuste Estructural (ESAF por sus siglas en inglés). A cambio de préstamos muy necesarios del FMI, se exigió a Bolivia que transfiriera los “derechos” del sistema de aguas de Cochabamba a la firma privada de Aguas de Tunari, subsidiaria del consorcio International Water Ltd./Bechtel Corporation. (Bechtel adquirió mala fama internacional bajo el gobierno de George W. Bush como receptora sin licitación de generosos contratos militares de “reconstrucción” en Iraq.) La privatización del suministro de agua significó que los precios de este recurso vital aumentaron más de un 300%, con lo que fue inasequible para numerosas familias. A pesar de la amenaza de indignación pública y posible violencia, un informe escrito por expertos del Banco Mundial aconsejó que no se dieran subsidios públicos para compensar el aumento en los precios del agua en Cochabamba. [9]
Recientes maquinaciones de la Organización Mundial de Comercio también han llevado a precarias estrategias de globalización. Según Greg Palast, un informe interno enviado a su oficina en The Guardian reveló amenazas reales dirigidas al gobierno izquierdista de Brasil si el país se seguía negando a firmar el Acuerdo de Servicios Financieros de 1999. Este acuerdo formaba la base legal internacional para la desregulación de los denominados “productos financieros”, desarrollados específicamente como ser “swaps de incumplimiento crediticio” y “valores respaldados por hipotecas”, que luego condujeron a la catástrofe financiera global.
El modelo de crisis seguida por un plan prefabricado para una solución global ha sido persistente desde principios del siglo XIX, cuando las elites bancarias europeas tocaron todos los registros con el fin de establecer un banco central en suelo estadounidense. Eran los mismos intereses estructurales que terminaron por llevar a la aprobación de la ley Glass-Owen. Y dentro de este modelo también se encuentran los orígenes de la actual crisis financiera, específicamente dentro de las más altas esferas del sistema de la Reserva Federal.
Después de los ataques del 11 de septiembre de 2001 en Nueva York y Washington, D.C., la Reserva Federal fue “obligada” a reducir los tipos de interés a un mínimo con el fin de evitar un posible colapso de una serie de importantes servicios e industrias. Esta acción posibilitó la decisión de las filiales de bancos en todo el país de ofrecer créditos fáciles, en particular para hipotecas inmobiliarias. Dos años después, todo el país vivió un frenesí de compras de casas con visiones de aumento del valor de las casas año tras año hasta el fin de los tiempos. Numerosos compradores compraron dos o tres con la esperanza de convertirlas en innumerables miles de dólares de ganancia.
Se crearon los fundamentos para la inicialización de un instrumento financiero previamente desconocido –BISTRO (Broad Index Secured Trust Offering)– desarrollado en los think tanks de J P Morgan. A la velocidad de las transferencias electrónicas de fondos, BISTRO posibilitó inimaginables beneficios exponenciales mediante “swaps de incumplimiento crediticio” [CDS] que la “Casa de Morgan” luego pasó a dividir en paquetes y los vendió por miles a partes interesadas en corporaciones, bancos, gigantes de los seguros y fondos de inversión en todo el mundo. Como lo describió con exactitud la revista alemana Der Spiegel, “los gerentes de bancos y banqueros centrales eran los capitanes de ese barco, entre ellos súper estrellas como el gerente de J P Morgan Blythe Masters y el ex presidente de la Reserva Federal Alan Greenspan.” [10]
Los observadores atentos de la historia de las finanzas reconocerán el modelo concreto de desarrollo en este caso. Una expansión del crédito putativamente bien fundada y el auge económico correspondiente van seguidos de una repentina retracción del crédito y una implosión de los mercados. En el centro de nuestra crisis actual está la industria bancaria y su capacidad de crear dinero y derivados de la nada. El colapso era previsible, y es muy probable que haya sido cuidadosamente planificado. En cuanto comenzó el colapso de 2008, los directores de los principales bancos de EE.UU. comenzaron a emitir ultimatos al pueblo estadounidense a través de su propio representante, Henry Paulson (ex director ejecutivo de Goldman Sachs, como secretario del Tesoro. Si los cofres de los bancos no se hubieran rellenado con amplios fondos públicos, los estadounidenses pronto se despertarían con la ley marcial en las calles de muchas ciudades importantes.
Y, rápidamente, los representantes en Washington, que no ven ni oyen nada malo, salieron al rescate de la elite financiera global, todo a costa de los contribuyentes, y en última instancia también a costa de la soberanía nacional. Demandas concomitantes de “soluciones globales” a este problema evidentemente global fueron puestas rápidamente en el orden del día nacional e internacional por el G20 y por destacados economistas como Kenneth Rogoff. El Congreso de EE.UU. ratificó recientemente una puesta a punto exhaustiva del sistema financiero de la nación, y al hacerlo otorgó más autoridad a la Reserva Federal. A escala global, expertos financieros y económicos de todo el mundo están desarrollando revisiones fundamentales del Acuerdo de Basilea (Basilea III) dentro del marco del Banco de Pagos Internacionales. [11]
Al mismo tiempo, el anuncio de la Reserva Federal a finales de 2010 de que iniciaría una segunda vuelta de “ajuste cuantitativo” en sus esfuerzos por liberar crédito y aliviar a las instituciones financieras de activos moribundos llevó a más llamados vociferantes a que una nueva moneda de reserva global reemplace al dólar enfermizo. La decisión de la Reserva Federal de aumentar la liquidez mediante la impresión de más dólares ya se ve como un error potencialmente fatal por parte de muchos escépticos, particularmente en China que posee una suma extraordinariamente elevada de dólares de EE.UU. en su tesoro de reservas monetarias. Rusia y China, entre otros, ya han acordado un intercambio bilateral de bienes y servicios utilizando sus propias divisas, sin usar el dólar estadounidense como intermediario.
Presiones inflacionarias inevitables garantizan que los días del dólar de EE.UU. como moneda de reserva mundial estén contados; este resultado no promete nada bueno para los estadounidenses, que con gran probabilidad verán la ley marcial siempre y cuando los precios para las necesidades diarias como la gasolina aumenten rápidamente más allá de lo asequible. Como operador jefe de todas las fuerzas clandestinas que quieren ver un gobierno mundial que controle el planeta, la Reserva Federal ha estado destruyendo activamente la moneda estadounidense como instrumento de soberanía nacional. Y en estrecha colaboración con la Reserva Federal, grupos de trabajo dentro de las Naciones Unidas y del FMI han publicado documentos de posición clave en los cuales se propone una nueva divisa global, que se espera sea impresa o acuñada por un banco central global. [12]
La guerra global “contra el terror”
Junto al aumento de la autoridad de instrumentos globales como el FMI, la OMC y el Banco de Pagos Internacionales, una red internacional de vigilancia está en plena formación con consecuencias trascendentales para la vida y la libertad individual. La integridad de Internet se encuentra particularmente en peligro ya que la integridad de Internet es el último bastión del intercambio de información sin censura. Con cada “ciberataque” publicitado, sea realidad o una creación ad hoc, surgen nuevas demandas de un aumento de las medidas de seguridad y de la legislación para controlar tanto la forma como el contenido online. Nuevos conceptos supranacionales clave como “al-Qaida”, “redes terroristas” o “transferencias sospechosas de dinero” son ahora de uso común en el discurso público y permiten la implementación de medidas de control y estrategias de vigilancia militar/política sin precedentes sobre los ciudadanos de a pie. La buena disposición de gobiernos de todo el mundo para adoptar medidas contra el terror, potencialmente hostiles a todas formas de libertad individual, se basa en la cuestionable aceptación de la explicación oficial presentada por el gobierno de EE.UU. y sus servicios de inteligencia de los eventos que ocurrieron el 11-S. La escasez de la crítica de la inverosímil narrativa oficial de todo lo que ocurrió el 11-S, en especial en los medios dominantes de EE.UU., es de por sí suficiente evidencia de una prensa estadounidense totalmente controlada desde arriba.
Los análisis de David Ray Griffin y de Steven Jones (entre muchos otros) [13] de múltiples inconsecuencias y puras imposibilidades en la explicación oficial de los ataques del 11-S proveen una evidencia obvia de que hubo y hay conspiraciones mucho más siniestras de lo que el público estadounidense está dispuesto a creer. Las respuestas a la inevitable pregunta ¿cui bono? apuntan a los beneficiarios a largo plazo del control global que en última instancia no permitirá ninguna excepción.
El modelo siempre es el mismo. Se presenta una crisis de proporciones trascendentales, y se ofrecen soluciones a escala global que terminan por consolidar los intereses de un Nuevo Orden Mundial, tal como fue imaginado por Auguste Comte, con un control total por parte de los banqueros y una elite intelectual seleccionada. El sistema de la Reserva Federal debe verse como es: la agencia de una camarilla internacional de elites bancarias que están determinadas a obtener un gobierno global, con un sistema único de justicia universal, una sola moneda y una red de vigilancia universal como garantes de un régimen totalitario y neofeudalista a prueba de fallos. Gracias a los esfuerzos de la misma elite global, EE.UU. agoniza y terminará por sucumbir ante las restricciones que sus dirigentes han adoptado de buen grado dentro del contexto de la globalización.
Tan admirable como pueda ser la paz perpetua bajo un sistema de razón benevolente, que considere primordialmente la santidad de toda la vida terrestre en el planeta, los antecedentes históricos concretos de los que están más activamente involucrados en hacer que los ideales del Nuevo Orden Mundial lleguen a buen término bastan como motivo para rechazar sus objetivos.
Los banqueros de elite en EE.UU. y Europa concibieron e implementaron el sistema de la Reserva Federal como un importante escalón hacia un posible gobierno global de una sociedad neofeudalista. La continua crisis económica global también se concibió y se implementó como otro instrumento esencial para producir un gobierno mundial controlado por los banqueros y sus socios intelectuales establecidos en posiciones cruciales y que toman las decisiones, ¿Quis custodiet ipsos custodes?
Las políticas y maquinaciones clandestinas de la Reserva Federal aceleran la “necesidad” y la “exigencia" de una moneda global para reemplazar a las monedas nacionales existentes. En épocas anteriores, la implementación de semejantes planes e intenciones se habría considerado alta traición y se habría castigado de forma adecuada; en la jerga actual se podría calificar, de modo más apropiado, como acto de terrorismo.
Notas
1) La noción de cosmopolitismo de Benhabib y de sus implicaciones para las sociedades humanas es presentado en Another Cosmopolitanism (Berkeley Tanner Lectures), Robert Post, ed. (Oxford: Oxford University Press, 2008) y en The Rights of Others: Aliens, Residents, and Citizens (The Seeley Lectures), (Cambridge: Cambridge University Press, 2004).
2) Auguste Comte, System of Positive Polity, trad. Richard Congreve, (London: Longmans, Green, and Co., 1877).
3) Vea en particular Michel Chossudovsky, The Global Economic Crisis: An Overview, The Global Economic Crisis. The Great Depression of the XXI Century, ed. Michel Chossudovsky y Andrew Gavin Marshall, (Montreal: Global Research Publishers, 2010) 3 - 60.
4) Edwin L. James, “Reparations Issue Now Up To Bankers,” New York Times, 31 de mayo de 1922.
5) Joseph E. Stiglitz, Globalization and Its Discontents (New York: W. W. Norton, 2002) 206 - 207.
6) Leon Fraser, “The International Bank and Its Future,” Foreign Affairs (Nueva York: Council on Foreign Relations) vol. 14, número 3 (Abril, 1936), p. 454.
7) Louis T. McFadden, “The Reparations Problem and the Bank for International Settlements,” Annals of the American Academy of Political and Social Science, vol. 150, Economics of World Peace (Julio, 1930), p. 53 - 64.
Cool Michel Chossudovsky, “Manufacturing Dissent: the Anti-globalization Movement is Funded by the Corporate Elites. The People’s Movement has been Hijacked,” Center for Global Research, 20 de septiembre de 2010, http://www.globalresearch.ca
9) IMF Bolivia Public Expenditure Review. www.wds.worldbank.org
10) El texto original del Spiegel: “Bankmanager und Zentralbanker waren auf diesem Schiff die Kapitäne, darunter Superstars wie die JP Morgan-Managerin Blythe Masters und der Ex-chef der US-Notenbank, Alan Greenspan.” (traducción j.p.) “Der größte Diebstahl aller Zeiten - wie Finanzjongleure die Welt in eine Krise stürzten, die noch lange nicht beendet ist,“ Der Spiegel, número 47 (11 de noviembre de 2008) p. 47.
11) Vea Ellen Brown, The Towers of Basel: Secretive Plan to Create a Global Central Bank, The Global Economic Crisis. The Great Depression of the XXI Century, ed. Michel Chossudovsky y Andrew Gavin Marshall, (Montreal: Global Research Publishers, 2010) 330 - 342.
12) Vea particular el trabajo del Fondo Monetario Internacional intitulado “Reserve Accumulation and International Monetary Stability” preparado por el Strategy, Policy and Review Department (13 de abril 2010) y el informe de las Naciones Unidas “Report of the Commission of Experts of the President of the United Nations General Assembly on Reforms of the International Monetary and Financial System” (21 de septiembre de 2009).
13) Vea especialmente David Ray Griffin: Debunking 9/11 Debunking: An Answer to Popular Mechanics and Other Defenders of the Official Conspiracy Theory (Northampton, Mass.: Olive Branch Press, 2007); ídem., The 9/11 Commission Report: Omissions and Distortions (Northampton, Mass.: Olive Branch Press, 2004); Niels H. Harrit, Jeffrey Farrer, Steven E. Jones et al., “Active Thermite Material Discovered in Dust from the 9/11 World Trade Center Catastrophe,” The Open Chemical Physics Journal, 2009, 2, 7-31.
Profundamente influenciado por la Escuela de Teoría Crítica de Frankfurt y de la fenomenología del Siglo XX, James Polk siguió sus estudios de filosofía en la Universidad Libre de Berlín, donde recibió su doctorado por un trabajo sobre Kant y Heidegger. Es autor de Am Horizont der Zeit y de The Triumph of Ignorance and Bliss - Pathologies of Public America.
©️ Copyright James Polk, Global Research, 2010

Fuente: http://www.globalresearch.ca/index.php?context=va&aid=22551




Nota: Por cierto amigos, sabían que Tom Clancy ( el “ultraconservador “) afamado novelista ( y estimado ) puso al protagonista por excelencia de sus Tecnotrillers a promover un GOLPE DE ESTADO EN USA,en una de sus novelas, hacer participar en él, a su PROTAGONISTA y LOGRARLO; ergo DEPONER AL PRESIDENTE CONSTITUCIONAL DE LOS EE UU………………..sip…………………..pero allá se llama CRISIS CONSTITUCIONAL……..no me crea……jurunguen…………..siempre lo hé dicho vean más allá de los arboles………y lean entre líneas……………..
horaes
horaes
Sargento Mayor de Segunda

Cantidad de envíos : 6675
Fecha de inscripción : 26/10/2009

Volver arriba Ir abajo

USA Política Interna y su Incidencia en la Gepolítica Mundial Empty Re: USA Política Interna y su Incidencia en la Gepolítica Mundial

Mensaje por PipilloVonJuangriego el Jue 6 Ene - 11:34

study Idea study
PipilloVonJuangriego
PipilloVonJuangriego
Cabo Segundo

Cantidad de envíos : 2018
Fecha de inscripción : 21/06/2010
Localización : Isla de Margarita - Venezuela

Volver arriba Ir abajo

USA Política Interna y su Incidencia en la Gepolítica Mundial Empty Re: USA Política Interna y su Incidencia en la Gepolítica Mundial

Mensaje por horaes el Jue 6 Ene - 15:04

A título informativo:

"....................
—Soy el general Fremont, señor presidente.
—Aquí estoy, general.
—Señor, hemos reprogramado un misil «Minuteman III» de Dakota del Norte para el blanco especificado. Yo... ¿lo ha pensado bien, señor?
—Soy su comandante en jefe, general. ¿El misil está listo para el lanzamiento?
—La secuencia de lanzamiento se iniciará un minuto des¬pués de que usted dé la orden.
—La orden está dada.
—No es tan sencillo, señor. Necesito una comprobación de identidad. Usted conoce el procedimiento.
Fowler sacó de su cartera una tarjeta plástica, bastante pa¬recida a una tarjeta de crédito. En ella había diez grupos de ocho números diferentes. Sólo Fowler sabía cuál debía leer.
—Tres tres seis cero cuatro dos cero nueve.
—Confirmo su código de identificación. A continuación, señor presidente, es preciso que se confirme la orden.
—¿Qué?
—Se aplica la regla de dos hombres, señor. En caso de un ataque por sorpresa, el segundo hombre puedo ser yo, pero como no es ése el caso, la orden debe ser confirmada por al¬guien de mi lista.
—Tengo a mi jefe de Personal aquí mismo.
—Negativo, señor. La regla indica que sólo puede hacerlo un funcionario electo o uno aprobado por el Congreso, es de¬cir, el Senado. Un secretario de gabinete, por ejemplo.
—Yo estoy en la lista —dijo Jack.
—¿Es el doctor Ryan, el vicedirector de la CIA?
—Correcto, general.
—Vicedirector Ryan, aquí CINC-SAC —dijo Fremont. Su voz imitaba extrañamente a la voz robótica que se usaba para transmitir las órdenes del MAE—. He recibido una orden de lanzamiento nuclear, señor. Necesito que usted confirme esa orden, pero primero necesito verificar también su identidad. ¿Podría leer su código de identificación, por favor?
Jack sacó su propia tarjeta y leyó su grupo clave. Oyó que Fremont o uno de sus hombres hojeaba un libro.
—Confirmo su identificación, señor. Es el doctor John Patrick Ryan, vicedirector de la CIA.
—Jack miró a Fowler. Si no lo hacía él, el presidente llamaría a otro. En realidad, así de simple era. Y Fowler ¿estaba realmente equivocado?
—Asumo la responsabilidad Jack —dijo Fowler, de pie jun¬to a Ryan y con la mano apoyada en su hombro—. Usted no hace sino confirmarla.
—Doctor Ryan, aquí CINC-SAC. Repito, señor: tengo una orden de lanzamiento nuclear dada por el presidente y requie¬ro confirmación.
Ryan miró al presidente. Luego se inclinó hacia el micrófo¬no, tratando de recobrar el aliento para hablar.
—CINC-SAC, aquí John Patrick Ryan. Soy el vicedirector de Inteligencia.
Hizo una pausa. Luego prosiguió, rápidamente:
—No confirmo la orden, señor. Repito: la orden de lanzamiento NO es válida. ¡Acuse recibo de inmediato!
—Acuso recibo de la no aprobación de la orden, señor.
—Correcto —dijo Jack con voz cada vez más apagada—. General, según mi opinión, el presidente tiene... tiene las fa¬cultades mentales alteradas. Usted deberá tenerlo en cuenta si intenta dar otra orden de lanzamiento.
Jack apoyó las manos en el escritorio, aspiró hondo e irguió la espalda.
Fowler tardó en reaccionar, pero al hacerlo acercó la cara a la de Jack.
—¡Ryan, le ordeno...!
Las emociones de Jack estallaron por última vez.
—¿Qué me ordena? ¿Que mate a cien mil personas? ¿Por qué? —Lo que trataron de hacer...
—¡Lo que usted estuvo a punto de permitirles que hicieran, mierda! —Ryan apoyó un dedo contra el pecho del presidente—. ¡Fue usted quien lo arruinó todo! ¡Fue usted quien nos llevó al borde del abismo! Y si ahora está dispuesto a masa¬crar a toda una ciudad es porque se ha vuelto loco, porque se siente herido en su amor propio y quiere ajustar cuentas. ¡Quiere demostrar que nadie puede meterse con usted! Ese es el motivo, ¿no? ¿No es así?
Fowler se puso pálido. Ryan bajó la voz.
—Se necesita un motivo mejor para matar. Yo lo sé. Yo he matado. Si usted quiere que se mate a ese hombre, se puede ha¬cer. Pero no lo ayudaré a matar a cien mil personas sólo para liquidar a ese bastardo. —Ryan dio un paso atrás. Dejó caer su tarjeta de identidad en el escritorio y salió de la habitación.
—¡Que me cuelguen! —exclamó Chuck Timmons. Habían oído todo el diálogo por el micrófono. Lo habían oído todos los presentes en el MAE.
—Sí —dijo Fremont—. Démosle gracias a Dios. Pero pri¬mero desactivemos ese misil.
El comandante en jefe del MAE tuvo que pensar un mo¬mento. No recordaba si el Congreso estaba de sesiones o no, pero eso no venía al caso. Ordenó a su oficial de comunicacio¬nes que hiciera una llamada a los presidentes y a los líderes de las comisiones de ambas cámaras que se relacionaban con las Fuerzas Armadas. Cuando los cuatro estuvieron en la Línea, se estableció una conferencia con el vicepresidente, que aún esta¬ba a bordo del PMAEN.


—¿Jack?
Ryan se volvió.
—Si, Arnie.
—¿Por qué?
—Para eso existe la regla de los dos hombres. En esa ciu¬dad hay cien mil habitantes. Probablemente más; no lo recuer¬do con exactitud. —Jack levantó la vista al cielo claro y frío—. No quiero tener eso en mi conciencia. Si queremos que Dar¬yaei muera, hay otros modos de hacerlo. —Ryan exhaló el humo al viento—. Y el malnacido estará igualmente muerto,
—Creo que has obrado bien. Quería decírtelo.
Jack se volvió.
—Gracias, señor. —Una larga pausa—. Por cierto, ¿dónde está Liz?
—En la cabaña; le dieron unos sedantes. No estuvo a la al¬tura de las circunstancias, ¿verdad?
—Hoy nadie lo estuvo, Arnie. Todo fue cuestión de suerte. Puedes decir al presidente que haré efectiva mi renuncia... digamos el viernes. Es tan buen día como cualquiera. Tendrá que ser otro el que busque a mi sustituto.
El jefe de Personal guardó silencio por un momento. Luego volvió al asunto principal.
—Sabes lo que acabas de provocar, ¿no?
—¿Una crisis constitucional, Arnie? —Jack arrojó la colilla a la nieve—No es la primera vez que lo hago. Necesito que ese helicóptero me lleve de regreso a Andrews.
—Déjalo de mi cuenta.
Acababan de entrar en el espacio aéreo estadounidense cuando a John Clark se le ocurrió una idea. En las maletas de Qati había visto unos medicamentos. Prednizone, Compazine. Prednizone era un esteroide... que con frecuencia se utilizaba para mitigar los efectos adversos de... Se levantó del asiento para mirar a Qati. Aunque seguía con los ojos vendados, era obvio que había cambiado con respecto a sus fotos más re¬cientes; estaba más delgado y su pelo... «Este hombre tiene cáncer», pensó Clark. Y eso ¿qué significaba?
Operó la radio para comunicarlo.
El Gulfstream llegó con unos minutos de retraso. Desperta¬ron a Ryan, que estaba en el sofá de la sala VIP, en el lado sur de la base Andrews. Murray, a su lado, permanecía despierto. Había allí tres vehículos del FBI. En ellos subieron Clark, Chávez, Qati y Ghosn. La caravana, a tracción cuádruple, se dirigió a la capital.
—¿Qué vamos a hacer con ellos? —preguntó Murray.
—Tengo una idea, pero antes debemos hacer algo .................."; fin de la cita.



“Pánico Nuclear “, páginas 777 a 779, ojo son “ spoilers “…..y ésta es la SEGUNDA vez que en esas tramas noveladas PROVOCA un GOL...perdón una CRISIS CONSTITUCIONAL .............. Rolling Eyes Rolling Eyes Rolling Eyes Rolling Eyes Rolling Eyes Rolling Eyes Rolling Eyes claro es pura ficción cualquier coincidencia con la realidad, es eso mera coincidencia........ Rolling Eyes Rolling Eyes Rolling Eyes Rolling Eyes Rolling Eyes Rolling Eyes


Y las únicas Crisis Constitucionales ( REALES ) que han ocurrido ( hasta donde se sabe ) son:

Truman-Mac Arthur.

Kennedy-Jhonson ( o es que Dallas fue mera “ coincidencia “ ).

Nixon ( sip. “ garganta profunda “ actuó sólo…………….. ).



Ojo es sólo una humilde opinión de éste viejito……………y antes de que salga un necio por allí, no mezclo ficción con realidad, al contrario GRAFICO la realidad con FICCION pa que les entre en la moyera………..


Estos carajitos de hoy en día, amigo Pipillo…………………..


Un saludo mi amigo.


Nota: En las mayúsculas sólo recalco.


Pd: toiticas estan en la Biblioteca Militaria mi amigo...............por si le falta alguna.............jurungue .....aaaah y hay otra novela " Siete Dias de Mayo ", el autor se me escapa en este momento, hubo dos versiones para el Cine, una con KIRK DOUGLAS y AVA GARDNER ( sip. ese hembrón ) en plena Cold War y otra más recientemente contestualizada con DENZEL WASHINGTON................
horaes
horaes
Sargento Mayor de Segunda

Cantidad de envíos : 6675
Fecha de inscripción : 26/10/2009

Volver arriba Ir abajo

USA Política Interna y su Incidencia en la Gepolítica Mundial Empty Re: USA Política Interna y su Incidencia en la Gepolítica Mundial

Mensaje por horaes el Jue 6 Ene - 18:18

Como se nota que debo ampliar un poco más lo haré:

Veamos, el famoso Concepto de Crisis Constitucional es para todos los efectos, repito EFECTOS és Rompimiento del HILO CONSTITUCIONAL……ergo Golpe Suave………ajá me dirán pero hay línea sucesoral, sip. pero esos funcionarios no fuerón elegidos para ESA FUNCION ; y seguro me alegarán ¿ y el Vice-Presidente ?; ídem fue elegido para ello, no para Presidente, para ser SUPLENTE del Presidente; pero si forma parte de una CONSPIRACIÖN que legitimidad tendría, háganse esa PREGUNTA. Otros yá estarán pensando Carajo pero si ese és el CONCEPTO de GOLPE SUAVE; así és , un GOLPE SUAVE, esa vaina es un Concepto más viejo que MATUSALEN; que no me creen:

Un EJEMPLO:

Veamos, Inglaterra 1.936, el Principe de Gales sube al Trono Ingles como EDUARDO VII, un REY que tenía ideas muy, pero muy progresistas para la Inglaterra aún VICTORIANA; bien, cómo se enamoró de Wallis Simpson, una norteamericana, divorciada dos veces; fue Obligado, repito OBLIGADO a ABDICAR………..a Renunciar al TRONO DE REY, luego de UNJIDO COMO TAL; no por haber violado la Constitución, no señor sino por repito no aceptar la Sociedad Inglesa, que el REY se casara con una DIVORCIADA; ESTUPIDOS, si tuvieron un REY fundador de la IGLESIA PROTESTANTE que se CASO SIETE VECES ( Remember Enrique VII el papa de Isabel I).
Resultado se rompió la línea sucesoria, fue un Golpe de Estado, un………..Golpe Suave………..repito el REY no violó ninguna LEY……y menos la Constitución Inglesa…..la Carta Magna……

Otro EJEMPLO:
España 22 de Noviembre de 1.975 es PROCLAMADO como REY de ESPAÑA Juan Carlos II de Borbón; tras la muerte del Generalísimo Francisco Franco el “ Elegido de Dios “ ( a según cuentan); ahora bien y aquí viene lo interesante Juan Carlos no era el PRIMERO en la Línea Sucesora de la CASA BORBON; lo era su PADRE; pero el Generalísimo lo escogió ( seguro Dios metió la manita ) mediante LEY DE SUCESION DEL ESTADO ( observen que no mencionan para nada la palabra TRONO ) promulgada en 1.947; lo escogió un DICTADOR por encima de los DERECHOS DIGNASTICOS del PADRE, a dedo…nada de PLEIBISCITO……nada de nada….por supuesto al promulgarse la Constitución Española y ratificada en Referendúm……………la vaina quedó “ legal “…………..si eso no es un Golpe Suave que carajos es…….por cierto todavía hay resabios de esta decisión en los Partidos Monárquicos Españoles…….sip. amigos la Falange y los Militantes del Opus Dei…..los Requetés aún están activos………….

Y ya mencioné los tres ejemplos gringos, hay muchísimos otros en la historia del mundo, y sobre todo en la historia norteamericana……..jurunguen……….

Ahorita en éste siglo es que están innovando……..ahora crean el producto ( Obama ) ……o són mediáticamente creativos ( Suramérica )……………………y las Repúblicas ExSoviéticas no fuerón las primeras……………fue Rumanía……………..averiguen…………..

Un Saludo.

Nota: En las mayúsculas sólo recalco.
horaes
horaes
Sargento Mayor de Segunda

Cantidad de envíos : 6675
Fecha de inscripción : 26/10/2009

Volver arriba Ir abajo

USA Política Interna y su Incidencia en la Gepolítica Mundial Empty Re: USA Política Interna y su Incidencia en la Gepolítica Mundial

Mensaje por horaes el Mar 11 Ene - 15:14

Las cinco guerras en Latinoamérica para 2011, según ICG/Foreign Policy
Bajo la Lupa




Alfredo Jalife-Rahme
La Jornada



Tras esbozar la anatomía patológica del poderoso conglomerado propagandístico George Soros/ICG/Foreign Policy (FP) /Gideon Rachman (Ver Bajo la Lupa, 2 y 5/1/11), resulta más sencillo entender los alcances de sus 16 guerras programadas para las turbulentas tensiones de 2011 y más allá, entre las cuales destacan cinco en Latinoamérica (LA): Colombia (¡supersic!), Guatemala, Haití, México y Venezuela.


Es nuestra hipótesis operativa que las 16 guerras programadas para 2011 forman parte de la agenda de la banca israelí-anglosajona para intentar, primero, resarcir sus pérdidas bursátiles, luego perpetuar la captura de las materias primas globales con enfoque multidimensional y, finalmente, abatir la demografía ajena.


Llama la atención la incrustación a la agenda nihilista global de FP/ICG de cinco países de LA que, a nuestro entender, está Las cinco guerras en Latinoamérica para 2011, según ICG/Foreign Policy diseñada para detener el impulso del flamante BRICS (acrónimo renovado de Brasil, Rusia, India, China y Sudáfrica; Bajo la Lupa, 26/12/10), controlar el Mar Caribe (ver Contralínea, Radar geopolítico, 21/2/10), y limpiar el patio trasero de EU desde México, pasando por Centroamérica –de allí la incorporación de Haití y Guatemala, tras el exitoso golpe militar, con máscara democrática, inducido por EU en Honduras contra el bloque ALBA–, hasta Colombia y Venezuela.


No es gratuito que dos días después de la proclama de sus 16 guerras (28/12/10) y dos días antes del ascenso al poder de Dilma Rousseff, la primera presidenta en la historia de Brasil, FP haya empezado a escarbar (sic) los detritos (¡supersic!) de sus secretos marxistas y guerrilleros (Taylor Barnes, 30/12/10).


Pese a la supuesta abnegación de obediencia ciega de Colombia a los dictados de EU, ¿por qué se volvió súbitamente desechable?
Pese al Plan Colombia, de matriz operativa estadunidense, algo sucedió en los caños y desagües del poder global para que la banca israelí-anglosajona amenace arrojar a Colombia que está recuperando su identidad sudamericana cuando ostenta, entre otras virtudes, un futuro brillante –si sabe explotar su calidad superestratégica de único país biocéanico del cono sur.


A juicio de FP/ICG –que exhibe su alianza nada sorprendente con Castañeda Gutman y Zedillo–, su nuevo presidente Juan Manuel Santos, quien piensa reubicar a 4 millones de desplazados, sorprendió con sus audaces reformas para desarraigar las causas de 46 años de conflicto civil contra los rebeldes izquierdistas.


Santos ha reparado (sic) las relaciones con sus vecinos Venezuela y Ecuador –motivo, a nuestro juicio, más que suficiente para desestabilizar a Colombia cuando su Suprema Corte ha puesto en tela de juicio la legalidad de la instalación de las siete bases militares de EU que han perturbado a la Unasur.


FP/ICG sobredimensiona las 8 mil tropas armadas y quizá 16 mil seguidores de las FARC que están a punto de reiniciar su terror en las grandes ciudades o adoptar un escenario opuesto: negociar con el gobierno en los meses que vienen. ¡Cómo saben tanto! ¿Pues no que Uribe había aniquilado a las FARC?



Lo más relevante: Nuevos grupos armados ilegales han pululado para capturar el tráfico de drogas y sus rangos son llenados con anteriores combatientes paramilitares, quienes son ampliamente responsables de la creciente violencia urbana cuando la tasa de homicidios superó 100 por ciento en Medellín”. ¿A quién conviene resucitar la plaza de Medellín?


FP/ICG teme más a los nuevos grupos paramilitares y deja un mensaje claro para Santos, quien ha colaborado con sus homólogos de Venezuela y Ecuador para incrementar la vigilancia fronteriza (¡pecado capital!): mucho (sic) está en manos del gobierno –lo cual se interpreta en la maniquea hermenéutica bushiana : o Santos está con el Plan Colombia de EU o está contra EU y en favor de Venezuela y Ecuador. ¿Llegará a ese grado Obama, quien, según Lula, no ha cambiado nada en LA?


La fobia del israelí-venezolano Moisés Naim, editor en jefe del FP y miembro conspicuo de ICG, es incoercible hacia Chávez. En los próximos 12 meses, Chávez llevará a los extremos su marca de socialismo del siglo XXI, cuando las bandas callejeras aliadas al gobierno están dispuestas a defender su revolución con Kalashnikovs.


La nueva legislatura es irrelevante (sic) cuando Chávez ha consolidado el control sobre los militares y la policía y ha capturado más empresas privadas, mientras la violencia ha aumentado en forma dramática en las zonas urbanas. Se valen las rudezas estadísticas con piruetas per capita: casi 19 mil homicidios en 2009 en una población de 28 millones.


Ahora resulta que Venezuela “se convirtió en un corredor (sic) importante de narcotráfico y se ha vuelto hogar (sic) de cárteles domésticos y foráneos”. ¡Apareció el peine!

Al no haber podido derrocar a Chávez, quien controla las mayores reservas de hidrocarburos del planeta, ahora la banca israelí-anglosajona extiende su guerra contra las drogas desde México/Guatemala, pasando por Colombia, hasta la profundidad de la Faja del Orinoco.


Sobre México expectora (en resumido) lo mismo que Stratfor, centro de pensamiento texano-israelí –quien duda de la victoria militar de Calderón y confiesa la venta de armas por Israel a los cárteles de la droga mexicanos (lo cual oculta FP/ICG). Una perla: “Ciudad Juárez […] compite con Caracas como la ciudad más letal del mundo”. De eso se trata, ¿o no?


La guerra de las drogas de México ha enviado ondas de choque a través de LA (¡supersic!) y ha alcanzado Guatemala, prácticamente un Estado fallido, donde las elecciones presidenciales en agosto exhiben su polarización con 20 candidatos sin un puntero visible, una “incertidumbre que los cárteles explotan muy bien”. ¡Lo que le espera a Guatemala!


A Haití le llueve sobre mojado: Al borde de una explosión social y en medio de alegatos de fraude (¿será?), la segunda vuelta presidencial en enero ha excluido en forma injusta a varios candidatos. Si el terremoto aniquiló a 300 mil haitianos, ¿cuántas víctimas cobrará la violenta limpieza política un año más tarde?


En síntesis, las cinco guerras de LA son civiles, aunque más específicamente cuatro pertenezcan al género de guerra contra las drogas –el vellocino de oro de la desestabilización por EU, como lo ha sido su hollywoodense guerra contra el terror islámico–, que parece no tener solución, como confiesa cándidamente FP/ICG: “Mientras EU sea el mayor mercado de drogas en el mundo y en tanto sus consumidores soliciten su producto, los cárteles mantendrán la fluidez de su abastecimiento”. ¡Ni hablar!


Al menos que se busquen limpiezas políticas aviesas, sumadas de balcanizaciones y vulcanizaciones depredadoras con captura simultánea de los hidrocarburos y de las joyas estratégicas de LA, ¿no podría EU moderar y hacer menos violenta su patológica adicción unilateral vendiendo menos armas letales que causan tanta carnicería humana, aunque gane un poco menos la banca israelí-anglosajona, quien desconoce la compasión?



Fuente: http://www.jornada.unam.mx/2011/01/09/index.php?section=opinion&article=012o1pol




Nota: No hace mucho, no recuerdo quien, comparó a George Soros con el comodín de los imperios y ejemplo de mercader de armas mundial Sir Basil Zaharoff….ojo antes de que salga un asomao, estoy totalmente de acuerdo con lo primero…..lo segundo es marginal……en el caso de Soros.

Fue la inspiración para el personaje personificado por Michael Douglas, en Walt Street I y II; lo interesante és que es un genuino producto de ese mundo de depredadores llamados brokers………

El Profe. Jaliffe Rahme nos presenta como vé y espera el Tea Party sean las vainas en nuestro continente……………..¿ inquietante no ?

Aaaah y una de las máximas de George ( es pana ) dice “…..encuentra una tendencia, cuya premisa sea falsa, y apuesta tu dinero contra ella y le darás a la piñata ……”; fin de la cita.

Me recuerda la Burbuja Inmobiliaria ( la gringa ) y su estallido…………..no se por que.
horaes
horaes
Sargento Mayor de Segunda

Cantidad de envíos : 6675
Fecha de inscripción : 26/10/2009

Volver arriba Ir abajo

USA Política Interna y su Incidencia en la Gepolítica Mundial Empty Re: USA Política Interna y su Incidencia en la Gepolítica Mundial

Mensaje por Chaco el Mar 11 Ene - 16:02

Amigo horaes, definitivamente a los organismos de inteligencia y contrainteligencia deben conjurar todas estas intenciones, porque si no en el caso de Venezuela se puede embochinchar la vaina.
Chaco
Chaco
Teniente

Cantidad de envíos : 10268
Fecha de inscripción : 19/05/2010

Volver arriba Ir abajo

USA Política Interna y su Incidencia en la Gepolítica Mundial Empty Re: USA Política Interna y su Incidencia en la Gepolítica Mundial

Mensaje por Gerardo el Dom 16 Ene - 11:05

Al límite deuda pública de Estados Unidos
Escrito por Silvia Martínez

En marzo próximo Estados Unidos llegará al límite de su deuda pública legal y hoy el Tesoro busca soluciones en el Congreso, según la cadena televisiva BBC Mundo.

El secretario del Tesoro, Timothy Geithner, pidió al Congreso subir el tope legal de dinero que el gobierno puede tomar prestado.

El sitio revela que Geithner envió una carta al senador Harry Reid, líder de la mayoría demócrata, donde advierte que el país podría llegar a finales de marzo al límite de su deuda.

Geithner explica en su misiva a Reid que si las autoridades legislativas no actúan con rapidez las consecuencias serían catastróficas y de larga duración.

Ya en el 2010 el límite de la deuda de Estados Unidos, dijo BBC Mundo, fue incrementada de 12,4 a 14,3 billones.


http://www.prensa-latina.cu/index.php?option=com_content&task=view&id=252981&Itemid=1
Gerardo
Gerardo
Admin

Cantidad de envíos : 25413
Fecha de inscripción : 09/04/2009
Edad : 41
Localización : Barquisimeto

http://www.gerardopinero.com.ve

Volver arriba Ir abajo

USA Política Interna y su Incidencia en la Gepolítica Mundial Empty Re: USA Política Interna y su Incidencia en la Gepolítica Mundial

Mensaje por horaes el Lun 17 Ene - 10:02

¡ No me digan !................lo preocupante es que yá lo admiten oficial y publicamente.................muuuuuuuy preocupante.


Un saludo mi amigo.
horaes
horaes
Sargento Mayor de Segunda

Cantidad de envíos : 6675
Fecha de inscripción : 26/10/2009

Volver arriba Ir abajo

USA Política Interna y su Incidencia en la Gepolítica Mundial Empty Re: USA Política Interna y su Incidencia en la Gepolítica Mundial

Mensaje por Gerardo el Lun 17 Ene - 12:06

Aunque aumenten el tope de la deuda, la raiz del problema seguira, lo que estarian haciendo es dandole mas oxigeno a que l burbuja y haciendola que crezca mas y mas... el problema esta en si estalla la burbuja o si la muerte sera una desvanecimiento lento y paulatino en vez de algo abrupto como lo fue en cierta forma la caida del Imperio Romano de occidente...

Yo pense que Obama podria sincerar las cosas y hablarle al pueblo y al stablishment que no pueden mantener un tren de vida por encima de sus posibilidades reales basados en su actual produccion, productividad y su estructura socioeconomica pero ilusamente creen que aun pueden salvar The American Dream....
Gerardo
Gerardo
Admin

Cantidad de envíos : 25413
Fecha de inscripción : 09/04/2009
Edad : 41
Localización : Barquisimeto

http://www.gerardopinero.com.ve

Volver arriba Ir abajo

USA Política Interna y su Incidencia en la Gepolítica Mundial Empty Re: USA Política Interna y su Incidencia en la Gepolítica Mundial

Mensaje por Gerardo el Jue 3 Feb - 18:38

Estados Unidos ya no manda sobre Israel

26/01/2011 | Matthew Kalman, Jerusalén | GlobalPost

A pesar de donar a su aliado más de 2.200 millones de euros para propósitos militares cada año, Estados Unidos ya no tiene la misma influencia política y estratégica de la que gozaba sobre Israel. Algunas voces en Estados Unidos piensan que es hora de invertir en otra parte.


El papel de EEUU como el principal donante individual tanto de Israel como de los palestinos se puso de relieve el pasado noviembre, cuando el Gobierno de Benjamín Netanyahu rechazó 20 aviones de combate F-35 ofrecidos por la Administración Obama (valorados en 2.000 millones de euros) a cambio de extender la paralización de los asentamientos en Cisjordania otros 90 días.

La oferta (para algunos “un soborno”) de ese material militar, que prácticamente equivale en valor a un año entero de ayuda de EEUU a Israel, ha reactivado los interrogantes sobre el propósito de las donaciones a la región, y si se podría repartir ese dinero de manera más eficaz para servir mejor a los intereses estratégicos estadounidenses.

Israel recibe más ayuda de EEUU que cualquier otro país, actualmente unos 3.000 millones de dólares al año (2.200 millones de euros). Se utiliza sólo para propósitos militares, ya que Israel renunció voluntariamente a la ayuda civil de EEUU hace más de una década. El 70 por ciento de la ayuda está vinculado a compras a empresas estadounidenses.

Según un reciente documento del Departamento de Estado de EEUU que justifica el presupuesto de operaciones extranjeras “la ayuda de EEUU ayudará a asegurar que Israel mantiene su ventaja militar cualitativa sobre amenazas potenciales, y evitar un cambio en el equilibrio de seguridad de la región. La ayuda de EE UU también está destinada a garantizar a Israel la seguridad que requiere para hacer concesiones necesarias para una paz regional integral”.

Esta alianza se ve expresada en ejercicios militares conjuntos, intercambio de datos de inteligencia, un acuerdo de libre comercio bilateral, visitas regulares a la Casa Blanca de los líderes israelíes y frecuentes consultas al más alto nivel militar y político.

En un cable filtrado por WikiLeaks sobre los preparativos de una visita a Israel del vicesecretario de Estado James B. Steinberg en noviembre de 2009, el embajador de EEUU en Tel Aviv James B. Cunningham decía que “los israelíes, desde el primer ministro hasta el ciudadano medio, agradecen profundamente la fuerte cooperación de seguridad y militar-militar con EE UU. La relación de seguridad entre EEUU e Israel sigue siendo fuerte... EEUU sigue comprometido con el Qualitative Military Edge de Israel”.

EEUU es además el mayor donante individual a la Autoridad Palestina, un dato que la secretaria de Estado Hillary Clinton subrayó recientemente cuando dijo que los estados árabes ricos no habían cumplido las promesas que hicieron en las cumbres de donantes de dar millones de dólares a los palestinos. En 2010 EEUU donó a los palestinos 500 millones de dólares (368 millones de euros) en ayuda directa y, a través de la ONU, otros 228 millones a sus refugiados.

“La ayuda de EEUU es importante en cuestión de tamaño y también en términos políticos”, nos dice un representante de la Autoridad Palestina que quiere permanecer en el anonimato. “El dinero que recibimos de EEUU es casi el 30 por ciento de todo el dinero de donantes que llega a Palestina”.

Este político palestino alaba el endurecimiento de la postura sobre la construcción de asentamientos de Barack Obama y sus esfuerzos por obligar a Israel a cerrar un acuerdo de paz, pero cree que los avances están obstaculizados por las “complicaciones domésticas” derivadas de mantenerse firme frente a Israel.

“La Administración estadounidense está intentando con todas sus fuerzas lograr un acuerdo y alcanzar básicamente algún tipo de avance a nivel político. Lamentablemente, todos esfuerzos hasta ahora no han tenido éxito, pero continuamos siendo optimistas”, asegura.

Tras la debacle de los F-35 en noviembre, Andrew Sullivan sugirió en The Huffington Post que había llegado el momento de poner fin a la ayuda “porque a) Israel no la necesita y b) nosotros necesitamos el dinero y c) a mí no me parece lógico seguir premiando a un aliado que se niega a ofrecer una mínima cooperación”. “Ha llegado el momento de que EEUU haga valer sus propios intereses y objetivos”, planteaba.

Sam Bahour, un empresario palestino-estadounidense que ha dejado Ohio para irse a vivir a Ramala (Cisjordania) y contribuir a levantar la economía palestina, asegura que la ayuda de EEUU está simplemente “financiando la ocupación”.

“En lugar de hacer recaer sobre los israelíes el peso del costo de ser un ocupante, están financiando a los israelíes y permitiéndoles perpetuar la ocupación de una manera casi gratuita”, asegura Bahour. “El interés nacional de EEUU es poner fin a la ocupación. Dicen que un estado palestino es una cuestión de interés nacional para EEUU. Entonces ¿a qué están esperando a usar su influencia, económica y demás, para que eso ocurra?”.

Para el congresista por Nueva Jersey Steve Rothman, sin embargo, “el argumento de que la ayuda militar estadounidense a Israel está dañando a EEUU no sólo es erróneo, sino que daña los intereses de seguridad nacional de este país y amenaza la supervivencia de Israel”.

Los líderes israelíes sostienen que la ayuda de EEUU debe de ser vista como la parte más efectiva del presupuesto de defensa estadounidense.

“Puesto que Israel es el aliado más fiable y fuerte de EEUU en esta región tan impredecible, le ahorramos un montón de tropas y de material”, sostiene Danny Ayalon, el viceministro de Asuntos Exteriores de Israel, añadiendo que 3.000 millones de dólares representan algo así como el 2 por ciento del gasto militar de EEUU en Afganistán, Irak y Pakistán.


Algunas voces críticas plantean hace tiempo que ha llegado el momento de que EEUU utilice el dinero destinado a Israel para potenciar las negociaciones diplomáticas.

Pero Gerald Steinberg, profesor de Política en la Universidad Bar-Ilan, asegura que todos los presidentes de EEUU desde John F. Kennedy (que en 1963 amenazó con detener todas las transferencias financieras por el rechazo de Israel a permitir una inspección de su programa nuclear) han aprendido que las amenazas económicas no hacen ceder a los Gobiernos israelíes en sus políticas clave.

“En asuntos clave, con la amenaza de paralizar la ayuda de EEUU tan sólo se consigue que Israel sea más reacia a asumir riesgos y aumente su sensación de aislamiento”, afirma el profesor. “El único modo de que Israel pueda ser convencida para asumir riesgos de seguridad como la retirada es convenciendo a Israel de que esos riesgos serán compensados, que la seguridad está garantizada. Eso hará que Israel esté más dispuesta a asumir riesgos en el terreno que serán el adelanto a un proceso de paz”.

http://noticias.lainformacion.com/mundo/estados-unidos-ya-no-manda-sobre-israel_bxlOH1M9gXKjaq0choHlH7/
Gerardo
Gerardo
Admin

Cantidad de envíos : 25413
Fecha de inscripción : 09/04/2009
Edad : 41
Localización : Barquisimeto

http://www.gerardopinero.com.ve

Volver arriba Ir abajo

USA Política Interna y su Incidencia en la Gepolítica Mundial Empty Re: USA Política Interna y su Incidencia en la Gepolítica Mundial

Mensaje por Chaco el Mar 8 Feb - 12:57

EEUU negocia creación de bases militares permanentes en Afganistán

Kabul, 8 de febrero, RIA Novosti.

USA Política Interna y su Incidencia en la Gepolítica Mundial 1477310311



Afganistán y EEUU están negociando la creación de bases militares permanentes en territorio afgano, declaró hoy el presidente de este país, Khamid Karzai.

"Estados Unidos necesita estas bases para luchar contra la red terrorista Al Qaeda y el movimiento radical Talibán", explicó Karzai en una rueda de prensa celebrada en Kabul.
El dirigente afgano destacó el carácter duradero y estratégico de las relaciones con EEUU y aseguró que "traerán seguridad y bienestar económico a Afganistán".
Afirmó que las futuras bases militares no implican amenaza alguna a los Estados limítrofes. "Desde el territorio afgano nunca se amenazará a los países vecinos de Afganistán", prometió.
Asimismo, confirmó que el 21 de marzo de 2011 (inicio del nuevo año afgano) empezará el traspaso de responsabilidades en materia de seguridad a las instituciones locales. Este proceso deberá finalizar en 2014.

Y para que querrán una base en este país?

http://sp.rian.ru/international/20110208/148331032.html
Chaco
Chaco
Teniente

Cantidad de envíos : 10268
Fecha de inscripción : 19/05/2010

Volver arriba Ir abajo

USA Política Interna y su Incidencia en la Gepolítica Mundial Empty Re: USA Política Interna y su Incidencia en la Gepolítica Mundial

Mensaje por horaes el Lun 14 Feb - 19:30

Pitiyanquis en Miami tiemblan ante posible embargo contra Venezuela



Enviado por rrr el Lun, 14/02/2011 - 7:12am.


Por DANIEL SHOER ROTH - dshoer@elnuevoherald.com


Líderes de la oposición venezolana en Miami expresaron preocupación el domingo por las declaraciones del congresista republicano por la Florida, Connie Mack, quien abogó a favor de incluir a Venezuela en la lista de naciones que auspician el terrorismo y propuso un embargo pleno al país petrolero.
"Rechazamos de plano cualquier intento de establecer un bloqueo económico a Venezuela'', declararon los ex diputados Pedro Mena y Alexis Ortiz en un comunicado. "Ese presunto bloqueo no es contra Chávez, sino contra la mayoría de venezolanos de diversos sectores que sufrirán las graves consecuencias de unas medidas de esta proporción''.
Mack, quien preside el Subcomité para el Hemisferio Occidental de la Cámara de Representantes, reiteró su propuesta el sábado ante la Conferencia Conservadora de Acción Política (CPAC), una reunión en Washington D.C., que sirve a los potenciales aspirantes a las candidaturas republicanas para medir sus apoyos.
En las declaraciones, divulgadas por su oficina, Mack afirmó que "como Bin Laden, por razones que solamente él conoce, [Hugo Chávez] ha declarado a Estados Unidos su enemigo mortal''.
El congresista ha argumentado anteriormente que existe amplia evidencia de los vínculos entre el gobierno de Chávez y movimientos terroristas, como el separatista vasco ETA y las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC).
No obstante, incluir a Venezuela dentro de la lista de auspiciadores del terrorismo implicaría la introducción de graves sanciones contra el país que podrían frenar el curso normal de las operaciones comerciales bilaterales.
Pese a la retórica incendiaria de Chávez, Estados Unidos es el cliente más importante del crudo venezolano, a la vez que aporta el grueso de las divisas que ingresan al país sudamericano. También es el principal proveedor de alimentos y materias primas de las industrias venezolanas.
"Si en este momento hay desabastecimiento en el país, sólo hay que imaginarse la falta permanente de suministros médicos y alimenticios, equipos, repuestos, etcétera, que se importan desde Estados Unidos'', sostuvieron Mena y Ortiz.
Agregaron que, si se aprueba el embargo, a los venezolanos se les prohibiría hacer negocios con EEUU y abrir cuentas bancarias. También tendrían que ser sometidos al chequeo de seguridad cada vez que lleguen a un aeropuerto internacional, con el riesgo de ser detenidos y deportados a Venezuela por las autoridades de inmigración.
Los ex diputados al Congreso Nacional de Venezuela preguntaron en el comunicado: "¿Cuál sería la situación de los familiares de venezolanos residentes en Estados Unidos?".
No todos los venezolanos en Miami piensan igual. Algunos líderes como José Antonio Colina, director de la Organización de Venezolanos Perseguidos por el Exilio (Veppex) opinan que la medida podría propiciar un cambio dentro del país.
"Colocaría al régimen fuera del reconocimiento de la comunidad internacional; aislaría a Chávez y llevaría las relaciones económicas de Venezuela con el resto del mundo a su más mínimo nivel'', comentó Colina recientemente a El Nuevo Herald.
En su discurso del sábado, Mack aseguró que el mandatario venezolano se ha inventado un "sistema de cuatro pasos'' para obtener poderes ilimitados.
‘‘Paso número uno: gana unas elecciones presidenciales, o si no puedes, como no podía, intenta un golpe, vete a prisión y cuando salgas roba unas elecciones; paso dos: cambia la Constitución y date amplios poderes; paso tres: crea una crisis para que puedas exigir incluso más poderes; y paso cuatro: declárate presidente vitalicio'', indicó el legislador, quien también propuso la resolución para incluir a Venezuela en la lista de los países que auspician el terrorismo en el período anterior de sesiones.
Estas resoluciones, sostuvieron Mena y Ortiz, no ayudan a consolidar a la oposición democrática sino a fortalecer la imagen de Chávez.
Según ellos, aplicar estas sanciones precisamente en un año pre electoral, "sin duda alejará cada vez más la posibilidad de [que Chávez] ser derrotado''.
El reportero de El Nuevo Herald Antonio María Delgado y servicios cablegráficos de El Nuevo Herald contribuyeron a esta información.


Read more: http://www.elnuevoherald.com/2011/02/14/886442/alarma-en-comunidad-venezolana.html#ixzz1DvtKVWt9


http://ensartaos.com.ve/index.php?q=node/5281


Nota: Y serían BLOQUEADOS Y EMBARGADOS los más de 35.000 Millones de Dólares depositados por venezolanos en EE UU; y el FED no devuelve platica.....................que creen ustedes, si el TEA PARTY le para al loco de MACK.......la carrera vá a ser como as de F1..................
horaes
horaes
Sargento Mayor de Segunda

Cantidad de envíos : 6675
Fecha de inscripción : 26/10/2009

Volver arriba Ir abajo

USA Política Interna y su Incidencia en la Gepolítica Mundial Empty Re: USA Política Interna y su Incidencia en la Gepolítica Mundial

Mensaje por oscaramh el Lun 14 Feb - 20:12

me imagino zuloaga sin platica y muchos mas
oscaramh
oscaramh
Sargento Mayor de Tercera

Cantidad de envíos : 5656
Fecha de inscripción : 17/10/2010
Edad : 35

Volver arriba Ir abajo

USA Política Interna y su Incidencia en la Gepolítica Mundial Empty Re: USA Política Interna y su Incidencia en la Gepolítica Mundial

Mensaje por Gerardo el Lun 14 Feb - 20:14

querras decir 70.000 ...
Gerardo
Gerardo
Admin

Cantidad de envíos : 25413
Fecha de inscripción : 09/04/2009
Edad : 41
Localización : Barquisimeto

http://www.gerardopinero.com.ve

Volver arriba Ir abajo

USA Política Interna y su Incidencia en la Gepolítica Mundial Empty Re: USA Política Interna y su Incidencia en la Gepolítica Mundial

Mensaje por PipilloVonJuangriego el Lun 14 Feb - 20:32

@Gerardo escribió:querras decir 70.000 ...

Gerardo es archi-conocido, que el dinero que sacaron los vagabundos del país desde comienzos de los años 80 ronda los 400.000 millones de dolares.
Solamente con la crisis bancaria del 1992, el Dr. Caldera les regaló 36.000 millones a los pobrecitos banqueros que estaban desalentados.


Última edición por PipilloVonJuangriego el Lun 14 Feb - 20:38, editado 1 vez
PipilloVonJuangriego
PipilloVonJuangriego
Cabo Segundo

Cantidad de envíos : 2018
Fecha de inscripción : 21/06/2010
Localización : Isla de Margarita - Venezuela

Volver arriba Ir abajo

USA Política Interna y su Incidencia en la Gepolítica Mundial Empty Re: USA Política Interna y su Incidencia en la Gepolítica Mundial

Mensaje por Chaco el Lun 14 Feb - 20:33

A vaina le cayó moscas al caldo, porque me imagino que los que tienen platica allá en el norte, lo veo dando carrera para transferirlos a otros países, y por si acaso el ejecutivo nacional que haga lo propio, perro peros las empresas que hacen negocios con Venezuela que tengan cuentas allá las van tener que sacarlas también para que no se les quede presos los cobres.
Chaco
Chaco
Teniente

Cantidad de envíos : 10268
Fecha de inscripción : 19/05/2010

Volver arriba Ir abajo

USA Política Interna y su Incidencia en la Gepolítica Mundial Empty Re: USA Política Interna y su Incidencia en la Gepolítica Mundial

Mensaje por PipilloVonJuangriego el Lun 14 Feb - 20:55

@Chaco escribió:A vaina le cayó moscas al caldo, porque me imagino que los que tienen platica allá en el norte, lo veo dando carrera para transferirlos a otros países, y por si acaso el ejecutivo nacional que haga lo propio, perro peros las empresas que hacen negocios con Venezuela que tengan cuentas allá las van tener que sacarlas también para que no se les quede presos los cobres.

Venezuela desde hace años a transferido sus reservas a Euros y colocados en Mercados Europeos.
PipilloVonJuangriego
PipilloVonJuangriego
Cabo Segundo

Cantidad de envíos : 2018
Fecha de inscripción : 21/06/2010
Localización : Isla de Margarita - Venezuela

Volver arriba Ir abajo

USA Política Interna y su Incidencia en la Gepolítica Mundial Empty Re: USA Política Interna y su Incidencia en la Gepolítica Mundial

Mensaje por Chaco el Lun 14 Feb - 22:16

Está bien amigo PipilloVonJuangriego, pero como que sería mejor que lo pasaran al Banco del Sur, por si acaso no se les ocurre hacer algo allá en Europa, para no darles chance.
Chaco
Chaco
Teniente

Cantidad de envíos : 10268
Fecha de inscripción : 19/05/2010

Volver arriba Ir abajo

USA Política Interna y su Incidencia en la Gepolítica Mundial Empty Re: USA Política Interna y su Incidencia en la Gepolítica Mundial

Mensaje por Chaco el Vie 29 Abr - 20:17

Compromiso, las asociaciones deben guiar política de EE.UU. en Asia

Por Weisgerber MARCUS 29 de abril 2011

USA Política Interna y su Incidencia en la Gepolítica Mundial 042911gettymicheleflour



Los Estados Unidos deben encontrar nuevas maneras de comprometer a China e India, dos de los principales interesados en la seguridad de Asia, y construir la capacidad de asociación con países como Indonesia y Vietnam, el continente sigue transformando, según un alto funcionario de EE.UU. Departamento de Defensa. Los Estados Unidos deben encontrar nuevas maneras de comprometer a China e India, dos de los principales interesados en la seguridad de Asia, y construir la capacidad de asociación con países como Indonesia y Vietnam, el continente sigue transformando, según un alto funcionario de EE.UU. Departamento de Defensa.
Hablando en un evento en Arlington, Virginia, 28 de abril, Michèle Flournoy, subsecretario de Defensa de EE.UU. para la política, dijo que Asia "se encuentra en la encrucijada de una serie de amenazas emergentes", incluyendo la seguridad cibernética, su papel en la cadena de suministro global, el clima el cambio y el terrorismo. Hablando en un evento en Arlington, Virginia, 28 de abril, Michèle Flournoy, subsecretario de Defensa de EE.UU. para la política, dijo que Asia "se encuentra en la encrucijada de una serie de amenazas emergentes", incluyendo la seguridad cibernética, su papel en la cadena de suministro global, el clima el cambio y el terrorismo.
Sus comentarios se producen a medida que China está reforzando su anti-acceso, sistemas de negación de área.
"Este enfoque amenaza con socavar las normas básicas que han reforzado la paz y la prosperidad de Asia Oriental, como el libre acceso a las vías marítimas para el comercio y la asistencia de seguridad", dijo.
Departamento de Defensa tiene que reforzar su larga y alianzas no tradicionales y los esfuerzos de creación de capacidad en Asia, mientras que disuadir a posibles amenazas, Flournoy, dijo. Esto incluye "reforzar nuestras capacidades para hacer frente a toda la gama de escenarios" en la península de Corea.
"Estamos trabajando para modernizar nuestra alianza y para lograr una sociedad esto es realmente global y amplia en la naturaleza", dijo. "A través de una alianza estratégica para 2015, estamos asegurando la interoperabilidad de los Estados Unidos y las fuerzas de Corea del Sur, y esto es una prueba más de nuestro compromiso permanente para defender a Corea del Sur y preservar la estabilidad en la península coreana".
Además, la creación de capacidad de los asociados con países como Indonesia y Vietnam también es un foco.
El Pentágono también debe ajustar su estructura de fuerza para que sea más acorde con las "realidades de la nueva Asia".
"Debemos asegurarnos de que nuestros aliados y socios regionales confían en la fuerza permanente de nuestra fuerza de disuasión en contra de la amplia gama de amenazas potenciales", dijo. "Nuestras capacidades, bases y conceptos operativos deben ser capaces de tener éxito en un entorno en el que puede ser nuestro acceso y libertad de movimiento tela de juicio."
Los Estados Unidos deben demostrar que se adoptó la pose de frente a amenazas significativas en toda la región. El Pentágono tiene "una gran cantidad de actividad se centró en la planificación e ingeniería de las capacidades y conceptos que nos permitan disuadir la agresión y defender a nuestros socios y los intereses en Asia durante mucho, mucho tiempo por venir", dijo.
Flournoy señalar los EE.UU. está trabajando para fortalecer las capacidades de defensa de misiles de sus aliados en la región, además de las instalaciones de endurecimiento. 2012 El Pentágono pide la propuesta de presupuesto para el lanzamiento de un nuevo programa de bombardero de la Fuerza Aérea.
"[W] e se están centrando en una variedad de formas de operar de manera más regular y transparente con nuestros aliados y socios, de mayores oportunidades de combinar la formación, a las nuevas patrullas conjuntas y ejercicios, a las medidas conjuntas, tales como las misiones médicas y operaciones de ingeniería civil, a los ejercicios y similares ", dijo.

http://www.defensenews.com/story.php?i=6367823&c=AIR&s=TOP
Chaco
Chaco
Teniente

Cantidad de envíos : 10268
Fecha de inscripción : 19/05/2010

Volver arriba Ir abajo

USA Política Interna y su Incidencia en la Gepolítica Mundial Empty Re: USA Política Interna y su Incidencia en la Gepolítica Mundial

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Página 1 de 3. 1, 2, 3  Siguiente

Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.